Un muerto por explosivos de la Segunda Guerra Mundial en las Islas Salomón

Publicidad

Un joven ha muerto y tres personas han resultado heridas tras la detonación de un proyectil de la Segunda Guerra Mundial en las Islas Salomón.

Por: Rani Hayman, Evan Wasuka, Prianka Srinivasan – La policía dijo que la explosión ocurrió el fin de semana cuando un grupo de jóvenes que celebraban el éxito en una recaudación de fondos en la capital, Honiara, encendió un fuego para cocinar alimentos “sin darse cuenta de que había una bomba colocada bajo la tierra”.

Claude Posala, primo de Raziv Hilly, de 29 años, quien murió en la explosión, dijo que “no puede expresar con palabras el impacto de la tragedia en su familia”.

El Inspector Clifford Tunuki, del equipo de Eliminación de Municiones y Explosivos de las Islas Salomón, dijo que los fragmentos restantes del proyectil habían sido encontrados y retirados del lugar para su eliminación en condiciones de seguridad.

Publicidad

“La policía ha respondido al incidente y ha asegurado la escena después de la explosión,” dijo el Inspector Tunuki.

“Los expertos han identificado la bomba, que es un proyectil de alto explosivo de 105 mm de Estados Unidos que permaneció en el lugar después de la Segunda Guerra Mundial.”

Raziv Hilly fue la tercera persona muerta en poco más de seis meses en las Islas Salomón por municiones que quedaron de la Segunda Guerra Mundial. (

La muerte fue la tercera ocurrida en las Islas Salomón en poco más de seis meses causada por la explosión de municiones de artillería de la Segunda Guerra Mundial.

El australiano Trent Lee y su colega británico Luke Atkinson murieron cuando una bomba explotó allí el pasado mes de septiembre.

‘!Estados Unidos, este es tu desastre!’

Se cree que miles de artefactos explosivos sin detonar permanecen dispersos por las Islas Salomón y otras naciones del Pacífico, un legado sombrío de hace casi 80 años, cuando las tropas estadounidenses y otros aliados lucharon contra las fuerzas japonesas durante la Segunda Guerra Mundial.

Durante ese tiempo, grandes cargamentos de granadas, municiones y minas terrestres fueron llevados a la región y tras la retirada de Japón de Guadalcanal en 1943, toneladas de municiones quedaron atrás, incluidas bombas que fueron lanzadas y no detonaron.

El Dr. Posala dijo que el gobierno de Estados Unidos tenía la “obligación moral” de retirar estas armas peligrosas de su país.

“Estados Unidos, este es tu desastre”, dijo.

“El gobierno de las Islas Salomón no podrá limpiarlo. No tenemos la capacidad.

Tarsicio Kabutaulaka, un politólogo de la Universidad de Hawai, que creció en las Islas Salomón, dijo que la explosión fue muy impactante, pero no sorprendente.

“Alrededor de Honiara y de hecho en muchas otras partes de las Islas Salomón, hay una gran cantidad de artefactos explosivos sin detonar”, dijo el Dr. Kabutaulaka.

“El problema es que hay muchos y están dispersos por todo el país.”

Australia, Nueva Zelanda y los EE.UU., en asociación con la ONG Norwegian People’s Aid, han trabajado para limpiar las bombas sin explotar en las Islas Salomón y en otras partes del Pacífico.

Pero el Dr. Kabutaulaka teme que el problema sea demasiado inmenso y está instando a los EE.UU. a proporcionar un mayor apoyo.

“Se necesitará mucho trabajo y muchos recursos para poder limpiar todas estas cosas”, dijo.

“Espero que los estadounidenses vean la necesidad de actuar ahora, dadas las tragedias que hemos tenido desde el año pasado.”

Erin McKee, Embajadora de Estados Unidos en Papúa Nueva Guinea, Islas Salomón y Vanuatu, dijo que Estados Unidos estaba “profundamente entristecido” por la reciente tragedia en Honiara.

“El Gobierno de los Estados Unidos, a través de nuestro Departamento de Defensa, continuará apoyando los esfuerzos para eliminar las municiones sin detonar de las Islas Salomón”, dijo.
Las bombas representan una amenaza para el desarrollo

Aunque el número exacto de municiones abandonadas en el Pacífico sigue siendo desconocido, la ONG australiana SafeGround dice que la cantidad de restos sin estallar en la región es “sustancial”.

“La eliminación de las municiones sobrantes en el Pacífico fue muy, muy breve. Algunas de las municiones fueron arrojadas al océano”, dijo John Rodsted, coordinador de SafeGround en las Islas del Pacífico.

El Sr. Rodsted dijo que el rápido desarrollo en muchas islas del Pacífico podría conducir a más explosiones a medida que la gente construya en tierras que aún han sido despejadas.

Dijo que algunos lugareños podrían no darse cuenta de lo peligrosos que son estos restos.

“Hay un problema en algunos lugares donde la gente busca municiones viejas para cortarlas por la mitad y hacer bombas caseras para pescar”, dijo.

“Destruyen el ecosistema, destruyen los arrecifes para obtener algunos peces muertos y regularmente sale mal y mata a personas también.”

Dijo que Japón también necesitaba “intensificar” y apoyar a los oficiales locales en la eliminación de bombas.

“Los países donantes deben meter las manos en los bolsillos y obtener los fondos necesarios”, dijo.

“Pensar que la gente vive con esto 80 años después de que terminó la guerra es indignante.”

ABC Net News, Australia: US and Japan urged to act after old WWII shell kills man in Solomon Islands

Libros


Amazon Associate Disclosure

Exordio.com is a participant in the Amazon Services LLC Associates Program, an affiliate advertising program designed to provide a means for sites to earn advertising fees by advertising and linking to Amazon.com.

Información sobre el Programa de Afiliados a Amazon

Exordio.com participa en el Programa de Asociados a los Servicios de Amazon, un programa de anuncios publicitarios diseñado para que sitios web puedan obtener retribución económica mediante publicidad enlazada con Amazon.com.


Temas relacionados