Calor extremo en Alemania pone al descubierto bombas de la Segunda Guerra Mundial

por Admin el 4 Agosto, 2018

en Sueltos

Por Rick Sam – El calor extremo que golpea a Alemania ha ayudado a desenterrar bombas lanzadas durante la Segunda Guerra Mundial por el descenso de los niveles de agua en ríos y lagos, donde una vez se libraron batallas. La policía ha advertido no tocar las granadas, minas y otros explosivos que posiblemente pueden estar activos.

26

Las municiones de la Segunda Guerra Mundial se han encontrado en numerosos lugares en el río Elba en los estados alemanes del este de Sajonia-Anhalt y Sajonia, según la policía.

Hasta ahora se han encontrado 22 granadas, minas y otros explosivos en el Elba este año, dijo Grit Merker portavoz de la policía de Sajonia-Anhalt a DW. "Lo atribuimos al bajo nivel del agua. Eso está bastante claro", dijo.

Julio fue el mes más caluroso en Alemania desde que se registraron las temperaturas, mientras que el 31 de julio fue el día más caluroso, con temperaturas que alcanzaron los 39,5 grados Celsius en Bernburg, Sajonia-Anhalt.

A principios de esta semana el nivel del agua bajó a 51 centímetros en Magdeburgo, la capital de Sajonia-Anhalt. El punto más bajo histórico fue de 48 centímetros en 1934.

Llame a los expertos

En la mayoría de los casos, la gente se pone en contacto con la policía después de toparse con los explosivos, que proceden principalmente de la Segunda Guerra Mundial, dijo Merker.

Los expertos en eliminación de armas son enviados a examinar el descubrimiento, que a veces resulta ser un viejo contenedor de gas o extintor de incendios. Si los explosivos no pueden ser transportados, son detonados en el lugar, lo cual es menos frecuente, dijo Merker.

Los expertos detonaron dos minas antitanque encontradas en el Elba en Sajonia el sábado pasado.

Después de más de 70 años ocultos en las riberas o en el lecho del río, los explosivos tienden a ser corroídos y cubiertos con una gruesa corteza de sedimento. Eso hace que sea poco probable que simplemente exploten. Aun así, la policía ha hecho un llamamiento a la gente para que no toque los explosivos, sino más bien notificarlos de inmediato.

"Hoy se publicó una foto en un periódico de alguien que sostenía explosivos con sus manos", dijo la portavoz de la policía de Sajonia Wibke Sperling. "Ese es un ejemplo clásico de lo que temen los expertos en eliminación de armas.”

Nada fuera de lo común

Los hallazgos de bombas son relativamente frecuentes en Alemania.

Merker fue displicente sobre los recientes descubrimientos. "No creo que la gente del Servicio de Eliminación de Armas lo encuentre como algo llamativo", dijo.

Después de la Segunda Guerra Mundial, muchos explosivos fueron eliminados al ser arrojados al Elba, que fluye desde las Montañas Krkonose en la República Checa cerca de la frontera con Polonia a Hamburgo en el Norte de Alemania.

DW: Hot weather exposes World War II munitions in German waters

Artículo anterior:

Siguiente artículo: