Prueba secreta hizo factible una “Bomba Tsunami” en 1945

Estados Unidos y Nueva Zelanda realizaron pruebas secretas en la década de 1940 de una "Bomba Tsunami", diseñada para destruir ciudades costeras por medio de explosiones submarinas para desencadenar maremotos. Las pruebas fueron llevadas a cabo en aguas de Nueva Caledonia y Auckland durante la Segunda Guerra Mundial y mostró que el arma era viable.  Potencialmente, una serie de 10 grandes explosiones aguas afuera podría crear un tsunami de 10 metros de altura capaz de inundar una pequeña ciudad. La operación altamente secreta, denominada "Proyecto Seal", había probado el apocalíptico…

Continuar leyendo