Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Príncipe Umberto II de Italia

Umberto II

Umberto II, bautizado como Umberto Nicola Tommaso Giovanni Maria di Savoia, nació el 15 de septiembre de 1904 en el Castillo de Racconigi en Piemonte. Fue el tercer hijo de los cinco que tuvieron en Rey Víctor Manuel III y Jelena Petrović-Njegoš, hija del rey Nicolás I de Montenegro. Como la dinastía italiana recaía en los varones, desde que nació fue el Príncipe Heredero. Doce días después de su nacimiento fue declarado Príncipe de Piemonte decreto real.

Umberto se graduó en la Real Academia Militar de Turín y fue General en 1931 recibiendo el comando de una División Acorazada durante la Segunda Guerra Mundial.

Cuando los Aliados ocuparon Roma, su padre lo nombró Lugarteniente del Reino el 2 de junio de 1944 y abdicando al trono en favor de Umberto el 9 de mayo de 1946.

Casado con la Princesa Belga María Jose, en una boda que duró una semana con 5000 invitados en el Palacio del Quirinal en Roma, él dijo una vez que hubiera preferido ser bombero para poder casarse con quien él quisiera. El matrimonio se realizó por imposición de su padre. Se rumoraba que Umberto tuvo un afair con la actriz Jeanette Macdonald, pero a pesar de ello tuvo 4 hijos con su esposa, los dos primeros por inseminación artificial.

Cuando fue constituida la República por referéndum Umberto y sus sucesores varones fueron permanentemente desterrados de Italia. La votación fue de 12,7 millones de votos a favor y 10,7 millones en contra del destierro. Se residenció en Cascais en Portugal con el título de Conde de Sarre. Poco después de su destierro su esposa se separó de él.

Años después, se trasladó a Ginebra, Suiza, desde donde solicitó repetidas veces al gobierno italiano que le permitiera regresar a Italia por razones humanitarias. Para ello contó con el apoyo solidario del rey de España, Juan Carlos I, quien precisamente nació en Roma. Sin embargo, para que ello fuera posible, se necesitaba una reforma en la Constitución de la República, lo que tenía la tenaz oposición de los comunistas y de otras en el Parlamento.

Umberto II murió en Suiza el 18 de marzo de 1983 sin haber podido regresar a Italia. Fue sepultado en la Abadía de Hautecombe, en la localidad de Saint-Pierre-de-Curtille, en Saboya. Su testamento incluía la donación al Papa del Santo Sudario de Turín y la petición de ser enterrado con el sello real de los Saboya, petición que se tomó como un signo inequívoco de que consideraba que con él se terminaba la dinastía real en Italia.

En el año 2002, uno de los hijos de Umberto II, el Príncipe Vittorio Emmanuele y su nieto el Príncipe Emmanuele Filiberto con su esposa la Princesa Marina visitaron al Papa en Roma.


Publicado: 28 agosto/2018