El 9 de mayo, Rusia revela el tanque del futuro

por Admin el 2 Mayo, 2015

en Sueltos

Algunas fotografías han aparecido de un tanque ruso de nueva generación que Rusia ha programado para hacer su debut la próxima semana, el 9 de mayo, cuando en Moscú sea conmemorado el 70° Aniversario de la Victoria en la Segunda Guerra Mundial.

La ceremonia está destinada a enmarcar un momento sombrío de la historia, pero que es orgullo para los rusos.

Desde 1941, a pesar de la ayuda de los países aliados, la Unión Soviética llevó la peor parte de la arremetida de la maquinaria de guerra alemana y sufrió una enorme pérdida en vidas humanas durante el transcurso del conflicto.

La Batalla de Kursk en 1943 fue la mayor batalla de tanques de la historia, y la victoria soviética en ese lugar tal vez marcó el verdadero punto de inflexión en la guerra contra el Tercer Reich, sin desmerecer la importancia de la victoria en Stalingrado.

Pero la geopolítica climatizada del presente, encuentra a Rusia en desacuerdo con las principales potencias del mundo.

Es en este difícil contexto que Rusia mostrará durante el desfile el moderno armamento con que cuentan sus fuerzas armadas, entre los que destaca el tanque Armata T-14.

Se espera que la parada del 9 de mayo en Moscú será el más grande desfile militar nunca antes llevado a cabo en la Plaza Roja, evento al que la mayoría de las potencias occidentales lideradas por Estados Unidos, no asistirían debido a la presión de Washington contra sus respectivos gobiernos, como represalia por los acontecimientos que están ocurriendo en Ucrania.

El tanque Armata tiene una torreta no tripulada equipada con un cañón de ánima lisa de 125 mm que puede disparar tanto proyectiles convencionales como misiles teleguiados.

La tripulación de dos hombres, tiene una mejor protección que la existente en cualquier tanque convencional. Estarán protegidos por una cámara reforzada separada de la torreta que es controlada remotamente.

El sistema de computación de nueva generación, la velocidad a campo traviesa y maniobrabilidad son superiores a las del tanque T-90, versión estandard que equipa actualmente a las fuerzas blindadas rusas.

Un informe de la Agencia de noticias de RT de Rusia sugiere que el tanque tiene "dentro de su plan operativo" la capacidad de "convertirse en un vehículo de combate totalmente robótico." Pero el chasis del Armata T-14 será además una plataforma multifuncional capaz de prestar diferentes tipos de servicios.

Para el año 2020 las fuerzas armadas rusas contarán con 2.300 Armata T-14 operativos, que reemplazarán a los tanques cuyos diseños originales datan de la era soviética.

 

Además del Armata T-14, que será presentado sin aditamentos exteriores y con la torreta cubierta con lona, el desfile contará también con la participación de cuando menos 15.000 tropas y 1300 efectivos extranjeros, entre los que se cuentan efectivos de la Guardia de Elite de Serbia, la Guardia de Honor de China y de los Granaderos de India.

Desfilarán no menos de 200 vehículos blindados de nueva generación y 150 aviones de combate.

La parafernalia que presentará Moscú el 9 de mayo, mostrada en adelanto por una serie de fotografías publicadas por el Ministerio de Defensa ruso, será una demostración de fuerza que pondrá nerviosos a muchos jefes militares occidentales y esa es sin duda la principal razón por la que Washington no desea que sus aliados de la OTAN sirvan de marco para lo que será una demostración desafiante de músculo por parte del Kremlin.

Exordio: Operación Blau (5-4-1942)

Exordio: Operación Zitadelle – Batalla de Kursk (5-7-1943)


Artículo anterior:

Siguiente artículo: