Muestran red de trincheras y fortificaciones japonesas en frontera entre China y Myanmar

por Admin el 25 Agosto, 2015

en Otros temas

TENGCHONG, China — Una extensa red de túneles, búnkeres y trincheras construidas por el ejército Imperial Japonés está todavía intacta en uno de los más sangrientos campos de batalla de la Segunda Guerra Mundial cerca de la frontera China con Myanmar (antes Birmania).

trincheras-japonesasRecientemente, el Gobierno organizó un tour para periodistas con el objeto de observar las cicatrices de la guerra en la remota Montaña Laifeng de 2.000 metros de altura en Tengchong, provincia de Yunnan, que ahora es un lugar bien conocido para practicar senderismo y otras actividades de fin de semana.

"Los búnkeres del ejército japonés estaban muy sólidamente construidos, causando grandes problemas para el ejército chino," dijo Li Zhicai, curadora en un museo local, que acompaña a los reporteros en la zona.

Durante la segunda guerra sino-japonesa, Gran Bretaña y los Estados Unidos enviaron suministros de socorro y logística al Gobierno del Kuomintang en Chongqing, liderado por Chiang Kai-shek, a través de Myanmar y la provincia de Yunnan.

Para cortar las rutas de suministro, el Ejército Imperial Japonés ocupó Tengchong en 1942 y fortificó el Monte de Laifeng o la "montaña del Ave Fénix", que mira sobre la ciudad.

Una contraofensiva de las fuerzas del Kuomintang, junto con fuertes bombardeos por aviones de Estados Unidos, permitió a China recuperar el área en 1944.

El gobierno chino inició la investigación y preservación del lugar de la batalla el año pasado, y una extensa red de búnkeres de 1 a 2 metros de profundidad se encuentra ahora claramente visible.

Los reporteros también fueron llevados a las tumbas de soldados y un museo de guerra conmemorativo de China contra la invasión japonesa. También proporcionó una oportunidad para que los participantes entrevisten a chinos sobrevivientes de la batalla.

"Han pasado setenta años desde el final de la guerra, y China ahora cuenta con un prestigio nacional fuerte, dijo Lu Caiwen, de 91 años de edad sobreviviente de la lucha en la montaña. "Como la mayoría de los japoneses y chinos aspira por la paz, la generación más joven debe desarrollar conocimiento histórico y el trabajar para proteger la paz", dijo.

Asahi Shimbun: Network of Japanese bunkers shows scars of war at remote Chinese mountain


Artículo anterior:

Siguiente artículo: