La catedral de Dresden ha sido una inspiración para millones

por Admin el 8 Octubre, 2011

en Otros temas

Por Tess Bridgwater para The Record

Una multitud se reúne en la plaza Neumarkt antes de un servicio especial en torno a la reconstruida Frauenkirche, la iglesia de Nuestra Señora, en Dresden, Alemania, en 2005.

Ruinas de frauenkirche 1945 Frauenkirche en 1945

El 13 de febrero de 1945, en represalia por el bombardeo alemán de la catedral de Coventry, en Inglaterra cuatro años antes, las fuerzas aliadas bombardearon la encantadora ciudad barroca de Dresde, en Alemania, destruyendo la magnífica Iglesia de Nuestra Señora, la catedral luterana, que estuvo en el centro de la ciudad desde 1743.

Dos días más tarde, las ruinas de la iglesia se derrumbaron. Los escombros permanecieron en el sitio durante los siguientes 45 años, un feo monumento para un evento ocurrido en tiempos de guerra.

En una ciudad conocida por su música y su cultura, desde el siglo XI hubo un santuario en el lugar donde después se erigió la catedral. La primera piedra de la iglesia de Nuestra Señora fue colocada en 1725.  En ese lugar, Johann Sebastian Bach dio un recital en 1736 y Richard Wagner llevó a cabo el estreno de su obra coral Fiesta de Pentecostés, en 1843

dresden_frauenkirche_1880 Frauenkirche en 1880

En octubre pasado me senté en la ahora reconstruida catedral Luterana Frauenkirche cuando su coro realizó un concierto especial, sus voces subieron los 96 metros hacia la parte superior de su magnífica cúpula. Yo era sólo uno de los 10 millones de personas que han hecho una peregrinación a la iglesia desde el 2005, cuando, gracias a las donaciones de todo el mundo, la nueva catedral fue reconstruida.

Dresde, capital del reino independiente de Sajonia, siempre ha tenido vínculos especiales con el Reino Unido y durante años hubo una próspera comunidad británica, por lo que su destrucción en el año 1945, fue particularmente conmovedora.

Poco después de la guerra, los residentes comenzaron a recoger y enumerar las piezas de las ruinas de la catedral, con miras a su restauración. Pero con la división de Alemania después de la guerra, Sajonia se convirtió en parte de Alemania del este y la República Democrática Alemana no permitió su reconstrucción. El plan del gobierno era usar el sitio para construir un estacionamiento de automóviles, sin embargo, tal desatino fue rechazado por los ciudadanos.

En 1982, Dresde fue sede de un Foro Ecuménico por la Paz, en la que miles de personas hicieron una procesión portando velas hasta la ruinas de la catedral. En 1989, el Muro de Berlín cayó y con ello comenzó la reunificación de Alemania.  Entonces, los esfuerzos para reconstruir la catedral de Dresde comenzaron en serio.

En 1990, se formó el Dresden Trust en Inglaterra para apoyar la causa y así comenzó un masivo esfuerzo de recaudación de fondos.

En 1994 fue colocada la primera piedra de la reconstrucción. Utilizando los planos originales y materiales rescatados de los escombros, la catedral comenzó a tomar forma. Cuando escombros fueron removidos, fue descubierta la cruz original de la torre. Que ahora se encuentra dentro de la nueva iglesia.

Frauenkirche en 2011 Frauenkirche en 2011

Como se incorporó gran parte de la piedra antigua a las piedras nuevas, el edificio adquirió un delicado aspecto de  vejez. Cerca de 2.000 piezas del altar original se incorporaron al nuevo altar.

No se dispone de planes para recrear las antiguas puertas de madera maciza, pero están llegando viejas fotos de bodas celebradas en la catedral para ayudar a los constructores a reproducir su aspecto original.

La reconstrucción de otros lugares  históricos de Dresde se iniciaron en 1985. Se tardarán unos cinco años más antes de que se completen.

Los trabajos en la mayoría de los edificios barrocos en la plaza principal, donde la Frauenkirche y la casa de la ópera se encuentran, ya han sido terminadas. Las fachadas originales han sido incorporadas en la medida de lo posible y hasta parece que la mayor parte de los edificios hubieran estado allí durante décadas.

En los 20 años transcurridos desde la reunificación de Alemania, la ciudad ha adoptado una economía occidental y estilo de vida, por lo que detrás de la vieja ciudad hoy es una ciudad moderna, con tiendas tan de moda como las de Toronto. Pero, en general, los precios son buenos para los turistas estadounidenses, otra buena razón para visitar la ciudad.

The Record: Dresden cathedral has been an inspiration to millions

Exordio: Bombardeo de Dresde


Tema anterior:

Siguiente tema:

Los Comentarios en esta entrada están cerrados