Encuentran partes del motor del jet prototipo Karyu Ki-201 en universidad japonesa

por Admin el 27 Noviembre, 2017

en Otros temas

Por Takeshi Kawai – Asahi Shimbun – Partes del motor de un avión jet secreto del Ejército Imperial de Japón, que estuvo siendo desarrollado en los últimos días de la Segunda Guerra Mundial fue encontrado en una universidad de Tokio por un alumno y un maestro de la escuela secundaria de la universidad.

Las partes que son sólo de importancia histórica, también podrían ser un recurso importante para medir el nivel tecnológico de Japón en aquel tiempo y el progreso de sus desarrollos aeronáuticos, según los expertos.

Furukawa por primera vez se enteró de la edad de las partes de las aeronaves cuando él se entrevistó con el presidente de una empresa que gestiona el campus para la asignación de una clase. El presidente le dijo que el ex presidente de la compañía aeronáutica encontró las partes del Fugaku en los terrenos del campus. El Fugaku era un bombardero pesado cuyo desarrollo también fue abandonado sin terminar, y fue una idea original de Chikuhei Nakajima, el fundador de Nakajima Aircraft.

En junio de 2015, las piezas fueron descubiertas llenas de polvo en el campus de la Universidad Cristiana Internacional (ICU) en Mitaka, al oeste de Tokio, por Hideaki Furukawa que ahora tiene 21 años, cuando era estudiante de cuarto año de arte liberal en la universidad.

El laboratorio de investigación de la Nakajima Aircraft Co., predecesora de Subaru Corp, que fue la empresa que estaba desarrollando el avión de combate Karyu al final de la guerra, se hallaba entonces en el lugar que ahora ocupa ICU. La guerra terminó en agosto de 1945, antes de que la compañía terminara de hacer el primer prototipo.

El ex presidente de la compañía mantuvo las partes en su casa durante décadas, antes de que el actual presidente las llevara al campus de la universidad.

Nakajima era un veterano de la Marina Imperial Japonesa convertido en empresario, y después de la fundación de la compañía de aviones, se convirtió en político. Él vivió en su residencia, que se encontraba en el lugar donde ahora está la universidad desde el final de la guerra hasta su muerte en 1949.

La universidad fue fundada en 1953 en los locales donde el laboratorio de investigación de la empresa Mitaka se encontraba en aquel entonces. El viejo edificio de investigación es ahora utilizado como el edificio administrativo de la Universidad.

Incluso hoy en día, la Oficina Regional de Subaru en Tokio, está cerca del campus.

Después de escuchar la historia, Furukawa contactó a Masahisa Takayanagi, un profesor japonés de historia en la escuela secundaria de ICU, que fue profesor  del estudiante. El maestro y su antiguo alumno, ubicaron las dos toberas de escape y una sección del carenado en el almacenamiento.

Las toberas son de acero inoxidable, y el diámetro exterior de la boca más ancha es de unos 75 centímetros de ancho, mide 73 cm de longitud, y pesa alrededor de 71 kilogramos.

Viendo su forma, Takayanagi rápidamente supuso que ellas no pertenecen al bombardero Fugaku. Se puso en contacto con expertos que unánimemente opinaron que "eran, posiblemente, las piezas de los motores jet," y nada más.

Entonces, Takayanagi dedujo que "podrían ser piezas del motor jet Ne-230 para el Karyu, que se sabe que fue desarrollado en el laboratorio de investigación de Mitaka."

Él encontró, entre la documentación de la colección del Ministerio de Defensa, planos del diseño del Ne-130 y Ne-330, otro modelo de motor de jet que fueron producidos al mismo tiempo que el Ne-230.

En la medida que los diseños eran muy similares a las piezas del motor que se encuentra en la ICU, Takayanagi le preguntó a la Asociación de Aeronáutica de Japón que investigara más a fondo.

Miembros de la asociación examinaron las piezas en detalle, junto con el Instituto Nacional de Bienes Culturales de Tokio, y los dos organismos concluyeron que las partes son "altamente probables de pertenecer al Ne-230" en un informe provisional presentado en el mes de octubre.

De acuerdo a Takayanagi, Japón obtuvo las especificaciones de los motores a reacción de su aliada Alemania. Basados en estos, Nakajima Aircraft desarrolló el Ne-230 en colaboración con Hitachi Ltd., y algunas partes del modelo se produjeron en el laboratorio de Mitaka.

El prototipo del Karyu, que iba a tener una velocidad máxima de 852 Km/H y un rango de vuelo de 980 kilómetros, fue programado para ser terminado en diciembre de 1945.

Muchos de los ingenieros que trabajaron en el Ne-230 más tarde hicieron contribuciones como ingenieros principales de los fabricantes de automóviles japoneses.

"(El descubrimiento) es un gráfico de referencia a un aspecto de la guerra de la sociedad Japonesa que nos enseña donde estamos en el curso de la historia," dijo Takayanagi.

Asahi Shimbun: Engine parts of WWII Karyu jet fighter found in Tokyo university


Artículo anterior:

Siguiente artículo:

{ 0 comentarios… añadir uno ahora }

Escribir un comentario

Nota: Para evitar el spam, los comentarios son moderados antes de ser publicados.

*