Anualmente Alemania ubica 40.000 muertos durante la guerra

por Admin el 10 Mayo, 2012

en Otros temas

Unos 3 millones de soldados alemanes murieron en la Unión Soviética y Europa del Este durante la Segunda Guerra Mundial, y los familiares y descendientes desconocen la suerte de cientos de miles de ellos.

Volksbund Deutsche Kriegsgräberfürsorge e.V.

El martes, 8 de mayo, La Comisión Alemana de Tumbas de Guerra lanzó una campaña, en el 67º aniversario del final de la Segunda Guerra Mundial, para promover su base de datos en línea, que contiene información sobre los 4,6 millones de soldados muertos o desaparecidos, como un medio para que parientes y descendientes encuentren a sus familiares perdidos en acción. Unos 40.000 son ubicados y trasladados cada año a través de Europa oriental y Rusia, donde los investigadores alemanes todavía encuentran hostilidad de lugareños que recuerdan la ocupación.

"Hoy, muchas personas están todavía buscando familiares desaparecidos. Pero muchos han perdido la esperanza. Tal vez no saben que la Comisión puede darles respuestas", dijo Martin Dodenhoeft, jefe de comunicaciones de la organización, en una declaración. "Es por eso que hemos iniciado una campaña por radio para comunicar a una amplia audiencia acerca de esta posibilidad ofrecida en Internet."

El final de la Guerra Fría hace más de dos décadas permitió a la organización iniciar la localización de fosas, identificar cuerpos y trasladarlos a cementerios nuevos en Alemania desde Rusia y países de Europa oriental.

Unos 716.000 alemanes muertos han sido encontrados y trasladados desde entonces y ese número aumenta en 40.000 cada año, dijo la Comisión. La base de datos procesa unas 20.000 búsquedas por mes.

"Estamos concentrando las tumbas. Nosotros no podemos preservar todos los cientos de miles de sitios donde están enterrados los soldados, por lo que se construyeron grandes cementerios nuevos o se ampliaron los ya existentes, dijo Fritz Kirchmeier, portavoz de la Comisión, a SPIEGEL ONLINE.

‘Nosotros encontramos todavía enorme resentimiento de parte de la población’

"Esperamos reducir nuestras actividades en el 2017 ó 2018 porque cada vez estamos encontrando menos cuerpos y resulta más costoso recuperarlos. Nos estamos quedando sin dinero". La Comisión, que es en gran parte financiada por donaciones, espera encontrar más de 250.000 cuerpos para entonces.

Los soldados a menudo fueron enterrados apresuradamente donde cayeron, o cerca de hospitales de campaña y hospitales tras las líneas, donde murieron debido a sus heridas.

La mayoría de los lugares de enterramiento están sin marcar, y algunas son fosas comunes, dijo Kirchmeier. "Hemos recopilado gran cantidad de partes y registros de guerra y los utilizamos para localizar los cementerios. Luego, nuestro personal viaja hasta allí para intentar localizarlos.

"Contamos con la ayuda de testigos oculares locales, que es un aspecto más que nos pone bajo presión porque esas personas son por supuesto de muy avanzada edad y no podremos pedirles su ayuda sino en un lapso de 10 años. A menudo llegamos demasiado tarde. Los sitios a menudo han sido saqueados por personas que buscan las tumbas para recolectar objetos que pueden vender."

A veces, los equipos de la Comisión reciben una recepción hostil.

"Algunas personas se alegran cuando los muertos son llevados lejos de su tierra, pero ocasionalmente encontramos enorme resentimiento de los habitantes locales," dijo Kirchmeier. "Todavía está muy viva la memoria de la ocupación alemana y de los crímenes de guerra".

A menudo, los equipos de búsqueda no pueden llegar a las tumbas porque se han construido carreteras o edificios sobre ellas.

Sólo sitios con al menos 50 cuerpos son explorados.

"Si las tumbas se encuentran en tierras de labranza, tenemos que tratar con el propietario y suelen permitir la exhumación sólo después de la cosecha", dijo Kirchmeier. "Entonces les restauramos todo a su estado original, eso que hace que la operación sea aún más cara".

Desde principios de los noventa, la Comisión ha restaurado o construido más de 300 cementerios de la Segunda Guerra Mundial y 190 de la Primera Guerra Mundial en el Este, Sureste y Europa Central, así como en Rusia.

Las tumbas individuales, incluso las que contienen docenas de soldados, se consideran demasiado insignificantes para justificar una exhumación, dijo Kirchmeier.

"Sólo buscamos sitios con apenas uno o dos cuerpos en casos excepcionales, cuando los familiares nos lo piden, pero es improductivo porque el costo es muy alto. Normalmente no intentamos rastrear los sitios que contienen menos de 50 cuerpos – al menos no por ahora."

Los soldados se identifican por su Placa de Identificación o con la ayuda de registros originales del ejército que muestran la ubicación de los lugares de enterramiento.

"Si podemos identificar un soldado, es posible hacerlo con las tumbas vecinas donde los restos no tengan sus Placas de Identificación – eso si tenemos los registros de quien fue enterrado en ese lugar," dijo Kirchmeier.

La Comisión explora un total de 824 cementerios de guerra en 45 países, conteniendo un total de 2,4 millones de muertos. Emplea a unos 9.000 trabajadores voluntarios y cuenta con un personal remunerado de 582.

Der Spiegel: Germany Still Locates 40,000 War Casualties a Year

Comisión Alemana de Tumbas de Guerra: Volksbund Deutsche Kriegsgräberfürsorge e.V.


Artículo anterior:

Siguiente artículo: