1942 – Utilizado por primera vez el asiento eyectable en un avión

por Admin el 18 Enero, 2011

en Otros temas

En 1942, durante el apogeo de la Segunda Guerra Mundial, el piloto de pruebas alemán, Helmut Schenck,  se convirtió en la primera persona que utilizó un asiento de eyección para escapar de su avión con un mínimo de riesgo, en una situación de emergencia.

heinkel_he-280

Schenck, probando un caza Heinkel He-280, fue remolcado por un avión de propulsión convencional cuando su avión se congelado, por lo que le fue imposible poner en marcha sus motores.  Se eyectó de la cabina por medio de un sistema de gas comprimido y el asiento lo catapultó fuera de la aeronave.

Schenck fue el primero en utilizar este método de eyección en una emergencia. Otro piloto de la fábrica Heinkel se había expulsado previamente con éxito, pero bajo condiciones de ensayo, mientras que Schenck lo hizo en una emergencia real causada por las bajas temperaturas.

Alemania, que produjo el Messerschmitt Me-262, primer caza a reacción en ser puesto en estado operativo, también fue pionera en el desarrollo del asiento de eyección. Esto fue un desarrollo lógico, teniendo en cuenta que la velocidad y la fuerza-G generada por estos aviones de alta velocidad representaban una posibilidad de escape problemática para los pilotos, que contaban apenas con un paracaídas convencional. Al salir del avión por "saltando", como era común en aviones de hélice, resultaba muy peligroso hacerlo en un avión a reacción.

Los británicos también estudiaron la eyección de aviones durante los años de entre guerras, pero lo dejaron de lado debido a las necesidades en otras áreas. No volvieron a examinar seriamente el tema sino hasta después de la guerra.

Los alemanes experimentaron con varios tipos de asientos eyectables o Schleudersitzapparat, que se traduce como "dispositivo de catapulteo de asiento".  El que utilizó Schenck fue activado por gas comprimido, pero hubo otro basado en un mecanismo de accionamiento a resorte, y un tercero que empleó una carga propulsora.

El asiento de Schenck, que fue desarrollado por la fábrica Heinkel, se descartó rápidamente en favor de la carga propulsora. Ese asiento iba montado sobre tubos paralelos de un metro de largo. Cada tubo contenía una carga de pólvora. Cuando se disparaba con éxito, el asiento alcanzaba una velocidad de eyección de 10,66 metros por segundo.

Los asientos de eyección fueron eventualmente instalados en varios modelos de aviones a reacción en servicio en la Luftwaffe, incluido el Heinkel He-162 Volksjäger, el Arado Ar-234B Komet Nachtigal y el Messerschmitt Me-163. Extrañamente, el asiento de eyección fue rara vez instalado en el Me-262, que fue el caza a reacción más utilizado por los alemanes en la guerra.

Desde el momento del exitoso escape de Schenck hasta el final de la Segunda Guerra Mundial, aproximadamente 60 aviadores de la Luftwaffe se expulsaron de sus aviones en situaciones de combate.

Este artículo apareció por primera vez en Wired.com 13 de enero 2009.

Wired.com: Jan. 13, 1942: Ejection Seat Works, Pilot Elated


Artículo anterior:

Siguiente artículo: