El hundimiento del Poderoso Hood

por Admin el 14 Enero, 2017

en Operaciones

Por Bill Heany – Daily Record – En servicio desde 1920, el HMS Hood fue bautizado con el nombre del  Almirante Samuel Hood, marino del siglo XVIII y "adoptado" por los alumnos de la Secundaria de Notre Dame en Dumbarton.

hms-hood

El HMS Hood fue uno de los cuatro cruceros de batalla clase Admiral ordenados a mediados de 1916. El diseño de esa clase cruceros tenía algunas deficiencias, que fueron revisadas después de la Batalla de Jutlandia y subsanadas mientras el Hood estuvo en construcción en el astillero John Brown en Clydebank.

Por esa razón el Hood fue el único crucero de su clase que fue terminado, mientras los tres restantes fueron cancelados.

Como uno de los buques de guerra más grandes y poderosos del mundo, su prestigio se reflejó en el sobrenombre con el que era conocido: ‘El Poderoso Hood’.

La nave participó en varios ejercicios antes de su puesta en servicio en 1920 y antes del estallido de la guerra en 1939, incluyendo ejercicios de entrenamiento en el Mar Mediterráneo y una circunnavegación alrededor del mundo con el Escuadrón de Servicio Especial en 1923 y 1924.

El Hood fue adjuntado temporalmente a la Flota del Mediterráneo tras el estallido de la segunda guerra entre Italia y Abisinia.

Pero, cuando estalló la Guerra Civil Española, el Hood fue asignado oficialmente a la Flota del Mediterráneo hasta que tuvo que regresar a Gran Bretaña en 1939 para una revisión.

Por ese tiempo, los avances en la artillería naval habían reducido la utilidad del Hood.

Fue sometido a una reconstrucción importante en 1941 para corregir los problemas que presentaba, pero el estallido de la Segunda Guerra Mundial en septiembre de 1939, obligó a que la nave fuera puesta en servicio sin las modificaciones.

Cuando Gran Bretaña declaró la guerra a Alemania, el Hood estaba operando en las aguas alrededor de Islandia, y pasó los siguientes meses de patrulla entre Islandia y el Mar de Noruega para interceptar a los buques alemanes.

Después de una breve revisión de su sistema de propulsión, zarpó como buque insignia de la Fuerza H y participó en la destrucción de la flota francesa en Mers-el-Kebir.

Relevado como buque insignia de la Fuerza H, el Hood fue enviado a Scapa Flow en las Islas Orcadas operando en la zona como escolta de convoyes y después como defensa contra una posible flota de invasión alemana.

En mayo de 1941, el HMS Hood y el acorazado HMS Prince of Wales recibieron la orden de interceptar al acorazado alemán Bismarck y al crucero pesado Prinz Eugen, que estaban en ruta al Atlántico, donde debían atacar los convoyes aliados.

En 24 de mayo de 1941, en la Batalla del Estrecho de Dinamarca, el Hood fue alcanzado por varios proyectiles alemanes, que lo hicieron explotar y se hundió. Sólo tres de los 1.418 tripulantes sobrevivieron.

Debido a su supuesta invencibilidad, la pérdida tuvo un efecto devastador en la moral británica.

Notablemente, la pérdida se sintió mal en Dumbarton, donde los alumnos de la Escuela Secundaria de Notre Dame en Clerkhill habían "adoptado" a la tripulación del HMS Hood.

Muchos de los padres de los alumnos habían trabajado en la construcción del Hood en Clydebank.

Durante muchos años después de la guerra una fotografía del HMS Hood estuvo colgada en la pared de la oficina de William B Monaghan, director de la escuela secundaria St. Patrick.

Los alumnos de Notre Dame, muchos de cuyos hermanos fueron a St. Patrick, tejieron calcetines de punto para la tripulación y habían enviado paquetes de regalos para ellos.

La Royal Navy llevó a cabo dos investigaciones sobre las razones de la tan rápida desaparición de la nave.

La primera, celebrada poco después de su hundimiento, llegó a la conclusión que el almacén de municiones de popa del Hood había estallado después de que uno de los proyectiles del Bismarck penetró el blindaje de la nave.

Una segunda investigación se llevó a cabo después que hubo críticas sobre que no se habían considerado otras razones, como una explosión de los torpedos de la nave. Esta investigación fue más profunda que la primera y al final estuvo de acuerdo con la conclusión de la primera investigación.

A pesar de la explicación oficial, algunos historiadores siguieron creyendo que los torpedos causaron la pérdida de la nave, mientras que otros especularon, entre una explosión accidental dentro de una de las torretas de la nave que alcanzó el depósito de municiones.

Otros historiadores se concentraron en la causa de la explosión del almacén de municiones.

El descubrimiento de los restos de la nave en 2001 confirmó la conclusión de ambas investigaciones oficiales, aunque la razón exacta que causó la explosión del depósito de municiones es probable que nunca se conozca puesto que esa zona de la nave fue destruida totalmente por la explosión.

La construcción del Hood se comenzó en el astillero John de Brown en Clydebank, Escocia, el 01 de septiembre de 1916.  Fue después de la pérdida de tres cruceros de batalla británicos en la batalla de Jutlandia, que se agregaron 5.000 toneladas de blindaje extra y refuerzos. Más seriamente, la protección de la cubierta estaba viciada, repartida en tres cubiertas, fue diseñada para detonar un proyectil que penetrara la cubierta superior, absorbiendo gran parte de la energía mientras penetraba las otras dos cubiertas.

El desarrollo de eficaces proyectiles navales con fusibles de explosión retardada al final de la primera guerra mundial hizo que el esquema de blindaje fuera mucho menos efectivo, pues el proyectil intacto penetraba las débiles capas de blindaje y explotaba profundamente dentro de la nave. Además, ese esquema de protección aumentaba manifiestamente el sobrepeso en comparación con su diseño original, haciendo del crucero una nave vulnerable con una estructura altamente tensionada.

El HMS Hood fue bautizado el 22 de agosto de 1918 por la viuda del Almirante Sir Horace Hood, un tataranieto del Almirante Samuel Hood, de quien recibió su nombre.

Sir Horace Hood había muerto mientras estuvo al mando del 3º Escuadrón de Crucero y ondeando su bandera en el HMS Invencible.

Fue uno de los tres cruceros de batalla que explotaron en la Batalla de Jutlandia, una batalla en la que tomó parte el Almirante Sir Cunninghame Graham, de Ardoch, que más tarde se convirtió en Lord Teniente de Dunbartonshire.

Con el fin de hacer sitio en el astillero de John Brown para la construcción de un mercante, el Hood navegó a Rosyth para completar su acondicionamiento el 09 de enero de 1920.

Después de los ensayos de mar, la nave fue comisionada el 15 de mayo de 1920, al mando del capitán Wilfred Tompkinson.

El HMS Hood costó 6.025.000 libras esterlinas – aproximadamente el equivalente a £217 millones de hoy.

Con sus llamativas dos chimeneas y perfil delgado, el Hood fue ampliamente considerado como uno de los buques con mejor estampa jamás construido.

También fue el más grande buque de guerra cuando fue puesto en servicio y conservó esa distinción durante los siguientes 20 años.

The Daily Record: The rise and fall of The Mighty Hood


Artículo anterior:

Siguiente artículo:

{ 0 comentarios… añadir uno ahora }

Escribir un comentario

Nota: Para evitar el spam, los comentarios son moderados antes de ser publicados.

*