Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Almirante Takijiro Ohnishi

Almirante Tokijiro Ohnishi

Takijiro Ohnishi, nació en 1892 en la villa de Ashida en el seno de una familia de tradición Samurai y por tanto, desde muy temprana edad fue preparado para la carrera de las armas.

Fue muy buen estudiante y debido a ello ingresó a la Academia Naval Imperial sin problema alguno.  Logró el cuarto puesto en su promoción y fue asignado a la fuerza aeronaval que estaba en formación.

Después de su entrenamiento, fue transferido al portaaviones Wakamiya Maru y durante la Primera Guerra Mundial hundió un barco barreminas alemán.   Siempre estuvo fascinado por la idea de utilizar aviones en el campo de batalla.   Fue un genio en tácticas y gran líder, pero a su vez, era un hombre modesto y considerado con sus subalternos.  Con una idea muy clara sobre la cooperación entre barcos y aviones, tuvo conflictos con otros oficiales conservadores que querían seguir usando las tácticas tradicionales.

Por ser un hombre muy carismático, ganó muchos amigos, pero también no pocos enemigos.  Muy interesado en la psicología y las reacciones del soldado en circunstancias críticas, escribió en 1938 el libro Ética de Guerra en la Marina Imperial.

Una vez que estalló la Segunda Guerra Mundial, en 1941 participó en la planificación del ataque a Pearl Harbor.  Más tarde cuando la ofensiva japonesa fue desbaratada en Midway y el Imperio comenzó a sufrir derrota tras derrota, fue designado para organizar los ataques Kamikaze como única esperanza para cambiar el destino de la guerra.  Dedicó todos sus esfuerzos a plasmar esta idea en las tácticas navales.

Al final, cuando la suerte estuvo echada, y el fin se acercaba, embebido con el espíritu del Bushido, optó por el seppuku o suicidio, el 16 de Agosto de 1945.


Publicado: 01 marzo/2001