Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

General Mariscal de Campo Shunroku Hata

Mariscal de Campo Shunroku Hata

Shunroku Hata, fue Comandante de 16º Regimiento de Artillería de Campaña en 1921.  Cinco años después, fue nombrado Comandante de la 4ª Brigada de Artillería Pesada de Campaña, cargo que ocupó hasta 1927.  En 1928 fue nombrado Jefe de Estado Mayor de la 4ª Región Militar y luego ocupó el mismo cargo en la 1ª Región Militar.

En 1931 fue nombrado Inspector General de Entrenamiento de Artillería, cargo que tuvo hasta 1933 cuando fue nombrado Comandante General de la 14ª División de Infantería.

En 1935 fue nombrado Comandante en jefe del departamento de Aeronáutica y un año después Comandante General del Ejército en la isla de Formosa, hoy Taiwan.

En 1937 fue llamado a Tokio para formar parte del Consejo Supremo de Guerra, pero al año siguiente fue nombrado Inspector General de Entrenamiento del Ejército. Cuando las cosas con China se pusieron difíciles, fue enviado como Comandante en Jefe del Ejército Expedicionario en China Central hasta 1939.  En abril los chinos habían inflingido un duro golpe a las fuerzas japonesas en Tai-Erh-Chuang y concentraron varios cientos de miles de efectivos en la parte sur de la Provincia de Shantung.  Las fuerzas japonesas comandadas por el General Terahuchi en el norte y Hata en el centro, avanzaron y cercaron a las 39 divisiones chinas en Hsu-Chou, venciéndolos el 19 de mayo.  En contra de los cálculos chinos, los japoneses aniquilaron a las fuerzas chinas.

Luego de su buena actuación en China, fue llamado nuevamente a Tokio para convertirse en Ayudante de Campo del Emperador Hiroito Showa.  Poco después era nombrado Ministro de Guerra, cargo que ocupó hasta 1942 cuando fue enviado nuevamente a China como Comandante General del Ejército expedicionario.  El 2 de junio de 1944 fue honrado con el título de Gensui Rikugun Taishō , Mariscal del Ejército y fue designado Comandante en Jefe del 2º Ejército.

En 1945, el Mariscal Hata fue encargado de la defensa de la región occidental de Japón en los meses finales de la guerra.  Estableció su Cuartel General en Hiroshima, pero ese hecho no fue conocido por los Aliados durante la guerra.  Su plan fue convertir la invasión en una guerra de guerrillas sin fin contra los invasores para forzar a los Aliados a firmar un tratado de paz, sin rendición ni condiciones.

En Kyusho estaban apostados 5000 aviones y pilotos Kamikaze.  Cientos de botes fueron motorizados y cargados con explosivos para ser usados como botes suicidas que embestirían a los barcos de invasión.   Entrenaron a la población civil a hacer bombas de gasolina, que fue invento de los finlandeses, pesadilla de los rusos, y más tarde se llamarían bombas molotov, una de las más letales armas de las guerrillas y la lucha urbana.

Según Hata, Japón no podría ganar, pero sí podía hacer lo posible para que los Aliados no ganaran tampoco.  Sin embargo, las bombas atómicas y la decisión de Hiroito de rendirse, acabaron con el plan de resistemcia de Hata.. 

Fue capturado luego de la rendición de Japón y juzgado por crímenes de guerra, por los excesos cometidos por las tropas japonesas en China.  Fue condenado a purgar prisión perpetua en 1948.

Shunroku Hata escribió el libro "Rikugun: Hata Shunroku nisshi (Zoku Gendaishi shiryo) publicado en japonés por la Editorial Misuzu Shobo de Tokio, en 1983 (ISBN: 4622026546).    Shunroko Hata falleció en 1962.


Publicado: 10 octubre/2002 - Actualizado 06 mayo/2013