Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

General Bernard C. Freyberg

Bernard C. Freyberg

Bernard Cyril Freyberg, nació en Richmond, Londres, Inglaterra el 21 de marzo de 1889.  Fue el último hijo de James Freyberg y Julia Hamilton.   Cuando Bernard tenía dos años, toda la familia se mudó a Nueva Zelanda donde creció y se educó.  Bernard era llamado 'Tiny' (Pequeñito) por su familia.

Las primeras enseñanzas se las dio su madre y luego ingresó al Colegio Wellington en 1897 y egresó en el año 1904.  Desde joven era muy atlético, amante de los deportes y poco inclinado a las actividades académicas.  Buen nadador, fue campeón neozelandés en los 100 metros libres en 1906 y 1910 y destacó como jugador de waterpolo y remo.  Aunque su sobrenombre "Tiny" sugiriera lo contrario, la estatura de Bernard sobrepasaba 1,80m y era de complexión robusta; en contraste tenía una voz inusualmente chillona.

Su primera inclinación fue convertirse en médico, pero la posibilidad se esfumó cuando dejó los estudios prematuramente, convirtiéndose en aprendiz de dentista.  Su primer trabajo fue como asistente y dentista substituto en Morrisville y luego en Hamilton y Levin.

En Morrisville fue convencido por el comandante de la compañía de la Fuerza Territorial para unirse al ejército.  Viajó a Estados Unidos en enero de 1914, visitando San Francisco y luego se dirigió a México en busca de aventuras.  Participó en la guerra civil mexicana, pero apenas se enteró que había estallado la guerra en Europa en agosto de ese año, se fue a Inglaterra.

En Londres conoció al Primer Lord del Almirantazgo Winston Churchill quien lo comisionó en el Batallón Hood de la Real División Naval.   Participó en el desembarco en Gallipoli nadando de barco a barco y aprendiendo antorchas para distraer al enemigo.  Por esta acción recibió su primera Orden de Servicios Distinguidos.

Destacó en la Batalla del Somme y fue condecorado con la Cruz de la Victoria.  El 13 de noviembre de 1916, en Beaucourt sur Ancre, Francia, llevando a cabo un ataque frontal contra las trincheras enemigas, el batallón del Teniente Coronel Freyberg se desorganizó, pero logró restablecer la formación y ejecutó un segundo ataque al siguiente objetivo durante el cual resultó herido dos veces.  Se mantuvo al mando y retuvo las posiciones durante el resto del día y el día siguiente.  Su batallón fue reforzado atacó Beaucourt y tomó 500 prisioneros.

Resultó herido dos veces más, la última vez muy gravemente pero se negó a dejar el frente hasta que terminó de dar las instrucciones a sus tropas.  Una vez que se recuperó de sus heridas en abril de 1917, recibió el mando de una brigada en la 58 División convirtiéndose en el general más joven del Ejército Británico.

En 1937 fue clasificado como "no apto" para el servicio en el Ejercito Británico, siendo dado de baja.  Al comenzar la guerra en 1940, viajó a Nueva Zelanda y solicitó su ingreso al servicio activo en el Ejército Neozelandés.  Fue nombrado Comandante de la 2da Fuerza Expedicionaria.   En Egipto fue adscrito al Ejército Británico pero con potestad para vetar el uso de su división.  Esta situación le causó problemas con sus superiores.  Con problemas para desplegar sus tropas, fue enviado a Inglaterra.

Después de reunir sus dispersas tropas y reorganizarlas, fue enviado a Grecia, donde la campaña terminó con la completa retirada de las fuerzas británicas que se concentraron en Creta.  Luego de su actuación en la defensa y evacuación de la isla, que no fue muy acertada ante los paracaidistas alemanes, fue muy criticado por algunos de sus subordinados, tanto en El Cairo como en Londres.

Pese a los problemas por los que pasó en Grecia y Creta, logró ganarse las simpatías de sus tropas a quienes les brindó cuidados muy especiales, como la formación de clubes de esparcimiento para las tropas.   Condujo una investigación sobre las campañas de Grecia y Creta, pero muy hábilmente garantizó que no habría cambios en los mandos, con lo que se ganó el apoyo incondicional de sus subordinados.

En 1942 ostentaba el rango de Teniente General y como comandante de división en África pudo mantener la cohesión entre sus tropas, pese a que los oficiales al comienzo no le tuvieran mucha confianza.  Poco a poco logró vencer esas barreras y se convirtió en la inspiración de sus tropas al asumir muchos riesgos uno de los cuales le causó algunas heridas.  En octubre y noviembre de 1942, durante la batalla de El Alamein la División Neozelandesa logró algunas acciones meritorias.

En 1944 fue nombrado Comandante en Jefe del Cuerpo de Ejércitos de Nueva Zelanda en Italia.  Reemplazó al General Clark que sufrió enormes pérdidas tratando de conquistar el sector Cassino.  Freyberg puso como condición para asumir el mando que se efectuara un bombardeo masivo contra todo el sector, incluyendo la ciudad y la Abadía de Montecassino.   Recibió el respaldo de los demás generales Aliados y se realizó el primer bombardeo tipo estratégico con propósitos tácticos durante la guerra.  Como consecuencia, la ciudad de Cassino y la Abadía de Montecassino resultaron totalmente destruidas.  Este hecho produjo el repudio mundial y los jefes Aliados que antes apoyaron a Freyberg se retractaron del apoyo dado a Freyberg, dejándolo sólo son la responsabilidad de ese acto de destrucción, por lo demás innecesario.  Los siguientes intentos de Freyberg por capturar el sector fueron inútiles y al final, cuando los alemanes decidieron retirarse, los polacos tomaron el sector.

En setiembre de 1944, sufrió un accidente de aviación que lo mantuvo en el hospital por 6 semanas.  Entre 1944 y 1945, fue nombrado Comandante de la 2da División Neozelandesa en Italia.  Con el avance Aliado y la rendición de las fuerzas alemanas en el norte de Italia, culminó su actuación en ese teatro de guerra ocupando Trieste el 2 de mayo de 1945 y con tensas relaciones con los partisanos del mariscal Tito.  Fue ascendido a Teniente General.  El 22 de noviembre de 1945, renunció al mando de su división aceptando la invitación para convertirse en Gobernador general de Nueva Zelanda.

Después de la guerra se retiró de las armas y cortó todos sus vínculos con el ejército y fue nombrado Gobernador General de Nueva Zelanda, cargo que ocupó desde 1946 hasta 1952.  En 1951, fue elevado a la nobleza con el título de "Barón Freyberg de Wellington y Munstead de Surrey."  El 01 de marzo de 1953 fue nombrado Condestable y Teniente Gobernador del Castillo de Windsor.

Murió en Windsor el 4 de julio de 1963 después de una complicación a causa de una de sus heridas de guerra y fue enterrado en la iglesia de Santa Marta en la Colina, en Guildford, Surrey.  Lo sobrevivieron su esposa Bárbara y un hijo.


Publicado: 23 abril/2004 - Actualizado: 03 mayo/2013