Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Nikolai Bulganin

Nikolay Bulganin

Nikolai Bulganin, nació el 30 de mayo de 1895, en Nizhny Novgorod (Gorki), hijo de un empleado de oficina.  Estudió ingeniería e ingresó al Partido Comunista, antes de estallar la Revolución de Octubre en 1917.   A las órdenes del partido, actuó en actos de sabotaje en Turkestan y luego combatió a los contra revolucionarios.

Sus primeras acitividades dentro del partido lo llevaron a ocupar cargos en la policía secreta, donde permaneció hasta 1922.  A partir de ese año fue asignado como miembro del Consejo de Educación Superior, cargo que desempeñó hasta 1927.  Fue honrado con la Orden de Lenín por los servicios prestados al estado en 1931.

Ejerciendo su profesión, desde 1931 hasta 1937 fue gerente en una fábrica moscovita de artículos eléctricos y luego retomó la actividad política ganando el puesto de alcalde de Moscú.  Durante su gestión propuso y construyó el tren subterráneo, en su tiempo una obra de ingeniería sin comparación en Europa.

En 1938 le ofrecieron la gerencia del Banco del Estado y una vez iniciada la guerra, le ofrecieron ser miembro del Comité Central del Partido Comunista, ejerciendo el cargo de premier encargado entre 1938 y 1941.

Hasta ese momento, Bulganin nunca había pensado que alguna vez sería militar, pero durante el asedio de Moscú por las fuerzas alemanas participó en la defensa de la capital.  Fue nombrado por Stalin Teniente General el mismo año de 1941 asignado al Comité de Guerra luego y designado miembro del Comité de Defensa del Estado.  A partir de ese momento se convirtió en uno de los generales preferidos de Stalin que lo galardonó en 1943, primero con la Orden Suvarov y luego con la Orden Kutusov.  En 1944 ocupó el puesto de Vorosilov en el Comité de Defensa del Estado y fue ascendido a General.

Luego de la guerra fue llamado al Politburó y nombrado Ministro de las Fuerzas Armadas en 1947 y ascendido a Mariscal de Campo.  En 1949 perdió algun poder, pero mantuvo cierto grado de influencia sobre las fuerzas armadas soviéticas.

Sucedió a Malenkov en 1959 como Jefe de Gobierno.  A la muerte de su entrañable amigo Stalin y luego de la ejecución de Beria, Bulganin se las arregló para ejercer alguna influencia en el gobierno bajo las órdenes de Georgy Malenkov.  En 1959, en la Conferencia de Ginebra, con al participación de Estados Unidos, la Unión Soviética, Gran Bretaña y Francia para delinear la coexistencia pacífica, representó a la URSS en compañía de Nikita Kruschev.  Luego Kruschev toma el control del partido al ser elegido Secretario General y Bulganin entra en decadencia.

Es excluido del Politburó al oponerse con Molotov a la elección de Kruschev y lo nombran Presidente del Consejo Provincial de Stavropol.  En 1960 renuncia a la vida política y se retira a la vida civil en Moscú.   Luego de la destitución de Kruschev, Bulganin vuelve a la palestra política, pero su tiempo había pasado y pronto su nombre sólo se recuerda en la historia. Muere en Moscú el 24 de febrero de 1975.


Publicado: 21 octubre/2002 - Actualizado: 15 abril/2013