Voluntarios franceses en la Wehrmacht

Después de firmarse la capitulación de Francia, fue formada la "Légion des Voluntaires Français contre le Bolshevisme (LVF)" o Legión de Voluntarios Franceses contra el Bolchevismo, una fuerza autorizada por el gobierno del Mariscal Petain para pelear en el Frente del Este.  Pero antes de formada la unidad, muchos franceses se enrolaron como voluntarios en unidades SS como Totenkopf, Das Reich y Viking y luego pasaron a engrosar las líneas de la LVG.

LVG

La LVG prestando juramento de fidelidad

Inicialmente el gobierno de Vichy firmó una ley que prohibía a los franceses enrolarse en cualquier ejército extranjero, por ello la LVF fue formada como una organización privada.  Posteriormente la ley fue enmendada para legalizar el enrolamiento y recibir apoyo financiero y logístico del gobierno.  Sin embargo, el hecho que sirvió de incentivo a los belgas y franceses para unirse a la Legión, no fue la formación del LVF sino un hecho ocurrido en mayo de 1940.  Antes de la llegada de los alemanes a Abbeville, en Francia, la policía francesa arrestó a 22 dirigentes derechistas belgas y los ejecutó en una plaza pública.  Ese hecho, fue uno de los primeros crímenes de guerra cometidos entre 1939 y 1945, pero que nadie mencionó después de terminado el conflicto.  Sin embargo, el repudio de muchos franceses y belgas debido a ese hecho, ocasionó que un gran número de simpatizantes derechistas y familiares de los asesinados, se presentaran como voluntarios para servir en las Waffen-SS.

El 4 de setiembre de 1940, las nuevas unidades voluntarias fueron acuarteladas en las barracas de Borgnis-Desbordes en Versalles, bajo el mando del Coronel Roger Labonne que entrenó a los primeros 828 oficiales, suboficiales, clases y soldados.  Luego marcharon al campo de entrenamiento "Truppenuebungsplatz Deba", en Polonia.  Los voluntarios franceses usaban uniforme alemán y como distintivo llevaban en el brazo derecho la palabra FRANCE sobre los colores franceses.

Voluntarios franceses

Voluntarios franceses en el Frente del Este

En octubre de 1941 la LVF contaba con dos batallones con 181 oficiales y 2.271 suboficiales, clases y soldados (en total se enrolaron 5.800 hombres) asesorados por un cuerpo de 35 oficiales de enlace alemanes.  La unidad fue integrada a la Wehrmacht como el 638º.Französische Waffen Grenadier Infanterieregiment der SS.

En octubre de 1941, los dos batallones marcharon por tren a Smolensko y luego por camión y a pie hasta el frente cerca a Moscú, para incorporarse a la 7ª División de Infantería estacionada cerca a Golokovo.  A comienzos de diciembre una nueva unidad, el 3º Batallón con 1.400 hombres fue también enviado a entrenamiento en "Truppenuebungsplatz Deba".

En febrero de 1942, los dos primeros batallones LVF fueron atrapados en la contraofensiva soviética de invierno y fueron casi aniquilados cerca a Djunovo.  El Regimiento perdió la mitad de sus efectivos tanto por el fuego enemigo como por el congelamiento que azotó a los franceses durante ese crudo invierno.  El 2º Batallón fue prácticamente desaparecido como unidad, pues apenas sobrevivieron unos cuantos hombres.   En marzo de 1942, el coronel Labonne fue llamado a París y quedó relevado del mando.

Como consecuencia del desastre, el Regimiento LVF fue retirado del frente y paso a operar por batallones separados asignados a unidades alemanas.  El 1º Batallón al mando del Mayor Lacroix y el 3º Batallón al mando del Mayor Demessine.  El 1º Batallón fue puesto bajo el comando de la 186ª División de Seguridad desplegado en actividades antiguerrilleras cerca a Smolensko.  El 3º Batallón fue enviado a combatir partisanos cerca a Volost al suroeste de Smolensko donde también sufrió muchas bajas.

Légion Flandes

La Légion de Flandes fue creada con más de 1.000 voluntarios que sirvieron en la 2ª Brigada-SS en el Lago Ilmen y también como policía militar en la División Azul Española.  Los flamencos fueron felicitados por los mandos de la Wehrmacht, en 1943, cuando recapturaron un sector del frente, en el que se había abierto una brecha.  Al regresar del Frente del Este, en la Légion de Flandes quedaban apenas 45 flamencos.   Algunos miembros experimentados de esa legión pasaron a formar parte de los cuadros de la División-SS Viking noruega.

La Légion Tricolore

El 28 de junio de 1942, lo que quedaba del Regimiento LVF pasó a formar parte de la "Légion Tricolore".  Fue la intención de Vichy incorporarlos a las Fuerzas Armadas Francesas y para eso el financiamiento y organización pasó a manos del gobierno francés, poniendo al frente de la administración a Raymond Lachal, mano derecha de Pierre Laval.  Unos seis meses después, cuando Hitler se enteró del cambio hecho sin consultar al OKW, decidió disolver la unidad.  La formación de unidades francesas asignadas a la Wehrmacht alteraba la relación entre vencedores y vencidos contraviniendo los términos de la Capitulación firmada en Compiegne, por eso para el Alto Mando Alemán, la LVG era y seguiría siendo la "Französische Brigade der SS".  De cualquier forma, los veteranos combatientes que desearon, fueron permitidos retornar a la unidad, pero quedando bien en claro que eran voluntarios franceses en las Waffen-SS y no una unidad francesa adscrita a la Wehrmacht.

Después de reorganizarse, debido a la experiencia con las actividades anti partisanas, las unidades francesas del LVG fueron nuevamente reincorporadas a la 186ª División de Seguridad en Smolensko, pero en diciembre la unidad fue disuelta y reorganizada, incluyendo un destacamento de artillería, siempre como el 638º Regimiento Franzoisische Grenadier.

En enero de 1944, la LVG fue enviada nuevamente a Smolensko para operaciones antipartisanas, con la incorporación del recién el reorganizado 2º Batallón.  Al finalizar el primer trimestre del año, los batallones fueron integrados para operar como Regimiento incorporando al nuevo 4º Batallón, conformado por efectivos del disuelto Destacamento de Artillería.  Al mando del Regimiento fue puesto el Oberst Edgar Puaud quien fue ascendido a Oberführer der SS.

En junio de 1944, con el colapso del 9º Ejército Alemán, el regimiento se encontró frente a una ofensiva soviética persiguiendo al 9º Ejército .  Al mando del Mayor Bidoux, 400 efectivos franceses y unidades alemanas conformaron un "Kampfgruppe" (Grupo de Combate) cerca a Bobr en Ucrania.  Las fuerzas de Bridoux lucharon con gran éxito, permitiendo que los supervivientes del 9º Ejército salieran de la bolsa en Bobruysk.  Los informes rusos dieron cuenta de "haber sido detenidos por dos divisiones francesas", lo que dice mucho de la efectividad del Grupo de Combate de Bridoux.

8ª Sturmbrigade Frankreich

En julio de 1943, fue abierta la oficina de reclutamiento, localizada en el número 24 de la Avenue du Recteur Poincare en Paris, donde comenzaron a llegar los voluntarios, que en buen número buscaban evadir la ley del trabajo obligatorio.  Unos 1.500 hombres fueron enviados al campo de entrenamiento de Sennheim en Alsacia y en noviembre de 1943 seleccionaron a 20 candidatos a oficiales que marcharon al Campo de Entrenamiento-SS de Bad Tolz y otros 100 suboficiales fueron a la Escuela-SS en Posen Treskau.  Como sucedía con todas las unidades de voluntarios, recibieron uniformes alemanes de las SS.

En marzo de 1944, 1538 oficiales, suboficiales y soldados fueron enviados a Beneschau-Praga para completar su entrenamiento y en junio de ese año fueron designados "8ª Freiwilligen Sturmbrigade Frankreich" o "SS Sturmbrigade Frankreich" nombre con el que también fueron conocidos.

Retirado del frente, el LVG se reagrupó para reorganizarse en la localidad de Greifenberg en Prusia Oriental.  Pero en setiembre de 1944, el LVF fue disuelto y 1.200 efectivos fueron incorporados a la 8ª Sturmbrigade Frankreich.

División Carlomagno
33.Waffen-Grenadier-Division der SS Charlemagne

Aunque el nombre la designaba como división, en realidad apenas tenía el tamaño de una brigada con 7.340 hombres, divididos en dos regimientos, el 57º y el 58º, todos ellos franceses procedentes de varias unidades disueltas.

En setiembre de 1944 la 8ª Sturmbrigade Frankreich y los restos del LVF fueron incorporados a la "33.Waffen-Grenadier-Division der SS Charlemagne (französische Nr.1)".  También fueron adscritos efectivos voluntarios franceses de la Kriegsmarine y otros voluntarios procedentes de Vichy.

La División Carlomagno fue puesta al mando del General-SS Dr. Gustav Krukenberg.  En febrero de 1945 la División Carlomagno había terminado apresuradamente el entrenamiento que duró sólo tres meses, no tenían equipo pesado y los especialistas no terminaron de ser entrenados, asunto que no les preocupó mucho pues no tenían el armamento que supuestamente debieron recibir.  Considerada en estado operacional el 17 de febrero de 1945, recibieron orden de moverse al frente siendo transferidos al Ejército del Vístula compuesto por los ejércitos 2º, 9º y 11º, que cubría un sector de 100 kms al suroeste de Danzig, ejército que recién había pasado a ser comandado por el General Heinrici, después de haber estado en manos del incompetente policía Heinrich Himmler.  La división fue asignada al XVIII Gebirgs-Korps del 2º Ejército comandado por el General Houchbaum, asignándoles el sector de 45 kms entre Landeck y Konitz, flanqueados por la 32ª Division de Pomerania y la 15ª Waffen-SS Division Latvia.

En esos momentos se realizaba la ofensiva soviética en el sector Hammerstein-Neustettin.  Sin tener una idea clara de los que estaba sucediendo en ese frente, los franceses entraron en combate para detener la ofensiva, pero fueron replegados hacia Hammerstein cuando era evidente que no podrían contener a los rusos y podría abrirse una brecha en el sector.  La división fue retirada combatiendo hasta Neustettin.  Las bajas fueron de unos 1.000 hombres, pero destruyeron 50 tanques rusos e inflingieron más de 2.000 bajas al enemigo.  Los mandos alemanes reconocieron el arrojo de los franceses que sin armamento pesado hicieron lo que pudieron ante la ofensiva soviética y por ello 30 oficiales y soldados fueron condecorados con la Cruz de Hierro de 1ª y 2ª clases.

El 22 de febrero, dos regimientos reducidos de la división se encontraban emplazados a 100 kms del Báltico en Hammerstein, localidad ubicada entre Stteting y Danzig a la espera del ataque de los tanques rusos todavía sin contar con armamento pesado, ni propio, ni de alguna unidad de apoyo.   Con apenas ametralladoras MG42, minas y Panzerfausts se prepararon para detener a los blindados soviéticos.

El día 24 comenzó el ataque.  Ya no tenían esperanzas de recibir tanques, artillería y menos apoyo aéreo.  Tuvieron que detener a los tanques a pie firme con fuego de ametralladoras y Panzerfaust.   Medio centenar de tanques soviéticos fueron destruidos a costa de enormes bajas.  La línea del frente se desarticuló y se confundieron las fuerzas francesas con voluntarios latvios y ucranianos.  No tenían comunicación por radio y el caos fue total.  Los oficiales trataron de organizar a las unidades que retrocedieron ante el ataque soviético.

El día 27 de febrero dos convoyes de camiones llegan con los restos del 58º Regimiento y una compañía de artillería antiaérea junto con un Grupo de Artillería que portaba cañones Howitzer de 105mm.  Algunos contraataques de los voluntarios franceses lograron recuperar uno que otro poblado, pero no por mucho tiempo.  Barkenfelde, Heinrichwalde y Barenhütte son abandonados con la misma velocidad con que fueron recapturados.   Estabilizado el frente aunque no por mucho tiempo, el Cuartel General de Krukenberg fue instalado en Elsenau.  Mientras tanto, continuaron llegando los batallones de la División y de inmediato eran enviados al combate.

El Cuartel General fue atacado por hordas de T-34 y los batallones quedaron aislados. Sin forma de comunicarse entre sí, los comandantes tuvieron que actuar de acuerdo a las circunstancias.  Puaud mantiene el control de Barenhütte con 3000 hombres, mientras separado, De Bourmont queda en el sector de Elsenau.  El Cuartel General se ve obligado a retroceder hacia el Báltico.   Finalmente Puaud logra escapar al cerco en Barenhütte retrocediendo hacia el norte y encontrándose con De Bourmont.  Los franceses se dirigen a Belgard para reorganizar las fuerzas, dejando a 300 hombres para proteger el repliegue.

Después de reunirse, la División Carlomagno llega a Kolberg marchando 100 kms en 24 horas sin dormir y escasos de alimentos.  No tienen tiempo que perder, pero el clima retarda también el movimiento de las fuerzas soviéticas.  El Cuartel General queda establecido en Belgard donde recibe al Batallón de Reserva de la división que recién llega de Greifenberg.  Los primeros días de marzo, los dos batallones cuentan apenas con 8 compañías y 1.200 hombres en total.

Los soviéticos cercan a las fuerzas francesas mezcladas con alemanas en Kolberg abriendo a duras penas un corredor para escapar a Belgard.  El General Krukenberg decide replegar las fuerzas hacia Greifenberg seguido por los franceses y unidades rezagadas del Heeres además de varios miles de civiles que marchan a como pueden junto con las tropas.  Los civiles sufren el rigor de la marcha, pues no están organizados como los militares quienes al menos tienen mandos jerárquicos que les ordenan avanzar o detenerse.  Los desplazados simplemente tratan de seguir el paso, avanzando, atropellándose y deteniéndose al ritmo de los soldados, pero generalmente quedan rezagados rendidos por el cansancio, el hambre, la sed y muchas veces el sueño del que no despiertan.  Los oficiales hacen esfuerzos para impedir que los refugiados entorpezcan la marcha de las tropas y para evitar que se encuentren entre el fuego cruzado.

Los días de marzo se suceden entre combates y repliegues hasta llegar al río Oder.  Miles de civiles junto a fuerzas de la Wehrmacht y de las Waffen-SS cruzan en botes.  La División Carlomagno trata de reorganizarse.   Los voluntarios franceses están totalmente desmoralizados por la falta de armamento y el enorme número de bajas.  Muchos quieren regresar para rendirse a las fuerzas de Estados Unidos y el General Krukenberg decide darles libertad para decidir su futuro.  Medio millar de franceses pasan a unidades de Ingeniería.

La noche del 3 de marzo, Krukenberg fue enviado a sostener a como de lugar la localidad de Körlin.  Hacia medio día el ataque soviético llegó al pueblo y los franceses resistieron todo el día.  Para evitar ser embolsados recibieron la orden de replegarse en tres grupos.  Sólo el grupo de Krukenberg logró alcanzar la costa del Báltico donde fue evacuado por la Kriegsmarine y luego enviado a Neustrelitz.  Casi 5.000 voluntarios franceses murieron en el combate incluyendo el Oberführer Edgar Puaud.  Los rezagados en todo el frente se dispersaron en un sálvese quien pueda dirigiéndose en grupos en varias direcciones.

A fines de marzo de 1945, quedaban un millar de franceses supervivientes de la batalla de Pomerania, los que fueron reagrupados en Neustrelitz.  El General Krukenberg aceptó a 600 voluntarios que prefirieron quedarse a luchar hasta el final, pues saben que en el oeste corren el riesgo de ser fusilados por sus propios compatriotas, por tanto escogieron morir luchando en el este.  Otros 350 franceses aceptaron continuar y fueron enviados a Berlín en camiones pesados y dos blindados ligeros de mando.  Cuando menos dos camiones quedaron en el camino.

Cuando estaban por llegar a la capital tuvieron que continuar a pie porque efectivos del Volksturm los confundió con soviéticos y voló un puente antes de que lo cruzaran.  Lo que quedaba del Sturmbataillon Charlemagne, unos 330 hombres, marcharon extenuados cargando municiones, ametralladoras MG42, granadas de mano y Panzerfausts.  Fue la última unidad que llegó a Berlín desde el Frente del Este entrando por Reichshauptstadt en Nauen.  Quedaron estacionados en el pequeño bosque de Grünewald donde descansaron unas horas antes de dirigirse al Estadio Olímpico de Berlín donde se reorganizaron apertrechándose con municiones dejadas por la Luftwaffe.  El General Krukenberg recibió el mando de la División-SS Nordland compuesta por voluntarios suecos, noruegos y daneses y puso al mando de la División Carlomagno al Hauptsturmführer-SS Henri Joseph Fenet, que quedó adscrita a la División Nordland.

Lo que quedaba de la División Carlomagno terminó luchando en el sureste de Berlín esta vez con el apoyo de tanques del Regimiento Panzer-SS Nordland.  El 26 de abril la mitad de los franceses que llegaron a Berlín estaban muertos.  Pese al gran número de tanques soviéticos destruidos los T-34 seguían llegando uno tras otro como una marea incontenible.  Los franceses son enviados a Hermannplatz donde se les unen un grupo de la Juventudes Hitlerianas.  No permanecen mucho tiempo en la plaza pues son obligados a replegarse a Allianceplatz.

Un grupo fue enviado a resistir en el aeropuerto de Tempelhof.  Apenas quedan cuatro compañías con menos de 30 hombres cada una, que quedaron separadas en el fragor de la lucha.  En el Cuartel General de la División Nordland el General Krukenberg decide formar, con lo que queda de la División Carlomagno, grupos de 8 hombres para luchar en las calles contra los tanques soviéticos desplazándose a lo largo de los túneles del tren subterráneo.   El Cuartel General se establece en el vagón de un tren que encuentran en la estación Stadtmitte del U-Bahn, muy cerca al Cuartel General del Führer en el sótano de la Cancillería.

Los últimos combates de los voluntarios franceses, donde cada unidad trata de destruir el mayor número de tanques posible, se desarrolló cerca a Wilhelmstrasse a unos pasos de la Cancillería del Führer.  La última posición se encuentra en la intersección de Wilhelmstrasse con Puttkammerstrasse y su Cuartel General se instala en una librería.   Finalmente el último grupo de franceses se atrinchera en el edificio del RSHA en Prinz-Albrechtstrasse.

El 01 de mayo amanece, con lo que resta de la División Carlomagno y Nordland esperando el asalto soviético.  Los franceses se encuentran en las ventanas del sótano que miran a la calle.  Al amanecer del 2 de mayo, todo parece tranquilo y deciden cambiar de posición dirigiéndose al Ministerio de Aviación.   En las calles ven vehículos con banderas blancas y soldados alemanes aparentemente dialogando con rusos.  Todo ha concluido.  Apenas quedaban unos 30 hombres de la División Carlomagno que marcharon al cautiverio en Siberia.

LVG

- ¿Por qué llevan uniforme alemán siendo franceses?
- Y ustedes ¿por qué llevan uniforme de Estados Unidos?

La División Carlomagno luchó sus últimas batallas entre Danzig y Berlín.  No era más una división, ni siquiera una brigada o batallón.  Grupos de compañías dispersas quedaron cercadas en el camino, en Danzig, Kolberg, Neustrelitz y Wildflecken.   Los que no murieron fueron capturados y enviados a campos de prisioneros en Siberia donde muchos murieron por el maltrato y enfermedades.  Los pocos que fueron liberados en los años 50 regresaron a Francia.  En Bad Reichenhall adonde llegaron algunos de los voluntarios franceses tratando de rendirse a los estadounidenses, fueron rodeados por fuerzas del General Leclerc.  En grupos de cuatro todos fueron fusilados y de acuerdo a sus órdenes dejados en el sitio.  Días después fueron sepultados por los estadounidenses y finalmente en 1949 enterrados en una fosa común en el Cementerio de Saint Zeno del Monasterio Agustino en Bad Reichenhall, un distrito de la Alta Baviera.

Hubo muchos actos de valor entre los franceses y en reconocimiento de ello recibieron numerosas condecoraciones.  Eugene Vaulot fue condecorado con la Cruz de Caballero por destruir 8 tanques, seis de ellos en Berlín.   Otros tres franceses se hicieron merecedores de esa distinción, pero nunca pudieron recibirla.  Algunos miembros del LVG que lograron llegar a Francia, fueron detenidos y encarcelados.


Bibliografía

- LIBRO: FOR EUROPE : The French Volunteers of the Waffen-SS por: Robert Forbes November, 2005 .
Radio

Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: TO BATTLE: The Formation and History of the 14. Gallician SS Volunteer Division por: Michael Melnyk November, 2002 .
Radio

Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: The East Came West: Muslim, Hindu & Buddhist Volunteers in the German Armed Forces, 1941-1945 por Antonio J. Munoz, Patrick Cloutier .
Radio

Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: SS HITLER'S FOREIGN DIVISIONS : Foreign Volunteers in the Waffen SS 1940-1945 por: Christopher Bishop February, 2004 .
Radio

Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: Hitler's Germanic legions: An illustrated history of the Western European Legions with the SS, 1941-1943 por Philip H Buss .
Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: Hitler's Germanic legions: An illustrated history of the Western European Legions with the SS, 1941-1943 por Philip H Buss .
Ver detalles en Amazon
.
- LIBRO: Foreign Volunteers of the Wehrmacht, 1941-45 (Men at Arms, 147) por: Carlos Caballero Jurado June, 1985 .
Radio

Ver detalles en Amazon
.
 
- Littlejohn, David, Foreign Legions of the Third Reich Volume One, Bender Publishing, 1979. Foreign Legions of the Third Reich: Poland, the Ukraine, Bulgaria, Rumania, Free India, Estonia, Latvia, Lithuania, Finland and Russia (Foreign Legions of the Third Reich) por: David Littlejohn August, 1987.
- Littlejohn, David, The Patriotic Traitors, Doubleday, 1972. The patriotic traitors;: The history of collaboration in German-occupied Europe, 1940-45 por: David Littlejohn 1972.

Publicado: 22 setiembre/2005






Principal




Para tu Smartphone

Libro de Visitas

Blog de Exordio

Búsqueda sólo en el Blog



Página protegida por Copyscape en contra de copia y violación de contenido