Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Los Panfletos

Un panfleto, llamado también volante en algunos países, es una publicación impresa generalmente en una hoja de papel simple, que por tanto no requiere encuadernación. En el mejor de los casos la hoja puede estar doblada por la mitad, pero eso no es un requisito. La impresión se hace en ambas caras, pero puede estar impresa en un solo lado.

Comercialmente se utiliza el panfleto para distribuir información con propósitos promocionales y la entrega se hace de mano a mano, generalmente en las calles o introduciéndolos bajo las puertas de las casas o en las casillas de correo.

Durante la guerra se utilizaron como método de propaganda, para mermar la moral del enemigo y para dar instrucciones a la población civil.  Los panfletos se distribuyeron por vía aérea, "bombardeando" con papeles las ciudades enemigas. Esta forma de distribución se continuó utilizando durante la posguerra, pero en vista de que la mayoría de los panfletos terminaban en los techos de las casas, dejó de ser un método de distribución comercial eficaz, a lo que se añadía el costo del servicio aéreo.

Otra forma empleada por grupos de resistencia en los países ocupados durante la guerra, o por la inteligencia enemiga, era dejar paquetes de panfletos en las calles para que el viento se encargara de esparcirlos, eso de por sí causaba un serio trabajo de recolección para las fuerzas de ocupación.

Es pues el panfleto, en la guerra y en la paz, un método de distribución de información muy económico, que resulta más eficaz que cualquier método moderno de distribución electrónica, puesto que el papel no puede quedar olvidado en la memoria de una computadora o de un smartphone.


Publicado: 29 julio/2002