Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Operación Pastorious - Saboteadores alemanes en EEUU


George John Dasch
Ernest Peter Burger
Heinrich Harm Heinck
Richard Quiring
Edward John Kerling
Werner Thiel
Herman Otto Neubauer
Herbert Hans Haupt


Poco después de la medianoche del 13 de junio de 1942, cuatro hombres desembarcaron desde ell submarino alemán U-202 en una playa cercana a Amagansett en Long Island, Nueva York.  Llevaban uniformes alemanes, un bote neumático, dinero, explosivos, incendiarias y demás elementos necesarios para llevar a cabo actividades de sabotaje durante dos años.  El 17 de junio de 1942, otro grupo similar desembarcó en la playa Pontevedra, cerca a Jacksonville en Florida.  El 27 de junio, después de reunirse, los 8 saboteadores fueron arrestados sin haber llevado a cabo ninguno de sus planes.  Llevados ante un tribunal militar, seis de ellos fueron condenados a morir en la silla eléctrica, uno fue condenado a prisión perpetua y el otro a 30 años de prisión.

Los ocho agentes llevaron a EEUU la cantidad de 175.200 dólares de los cuales, 174.588 dólares fueron encontrados por el FBI.  De ese dinero $612 fueron gastados en ropa y comida y $260 en sobornos.  En vista del fracaso de la Operación Pastorious, la Abwher decidió no enviar más saboteadores a EEUU.

Patrulla

Patrulla del Servicio de Guardacostas

Todo empezó cuando la inteligencia alemana envió a EEUU al teniente Walter Kappe adjunto a la Abwehr-2 que pasó unos años en Estados Unidos colaborando con Fritz Kuhn, el Führer del "Bund" Nacionalsocialista Germano-Americano.  Kuhn estaba encargado de captar adherentes al partido entre los germano americanos y alemanes que llegaban de Europa.  En Alemania, antes de la guerra, Kuhn perteneció al Instituto Ausland que organizó a los simpatizantes nacionalsocialistas fuera de Alemania.

Equipo de Dasch

Cajas con equipos enterrados por Dasch y sus compañeros

Fritz Kuhn fue quien reclutó a los saboteadores en Alemania, todos civiles, excepto dos que eran militares.  Los ocho hombres habían vivido en EEUU y uno de ellos, Ernest Peter Burger, se nacionalizó estadounidense en 1933.  Herbert Hans Haupt llegó a los EEUU de niño y se nacionalizó estadounidense en 1930. George John Dasch ingresó al ejército alemán a la edad de 14 años y sirvió 14 meses como oficinista al terminar la Primera Guerra Mundial.  En 1927 se enlistó en el ejército de EEUU y fue dado de baja con honores al terminar su servicio.  Richard Quiring y Heinrich Harm Heinck regresaron a Alemania poco antes de comenzar la guerra en 1939 y el resto de sus compañeros, entre setiembre de 1939 y el 7 de diciembre de 1941, pensando que le debían lealtad al país donde nacieron.

Los agentes fueron entrenados pero sólo se enteraron de su misión a último momento.  Su entrenamiento fue hecho por expertos en químicos, explosivos, incendiarias, temporizadores, escritura en clave y en conocimientos de cultura estadounidense.

Jack Cullen

El marinero Jack Cullen conversa con elVicealmirante Russel Waesche

Fueron llevados a hacer prácticas en plantas químicas, procesadoras de aluminio, magnesio, metalmecánica, talleres de ferrocarriles, represas y otras facilidades donde efectuaron prácticas de sabotaje.  Fueron provistos de mapas donde se indicaba la ubicación de las plantas más vulnerables en EEUU.

El 26 de mayo de 1942, el primer grupo de cuatro saboteadores embarcó en un submarino en Lorient, Francia y el 28 de mayo el segundo grupo de cuatro partió de la misma base abordo del submarino U-584.  Cuatro hombres, liderados por George John Dasch, de 39 años, tomaron tierra cerca a la playa de Amagansett en Long Island, Nueva York, aproximadamente a las 12:10 a.m. del 13 de junio de 1942.  Acompañaban a Dasch los agentes Ernest Peter Burger, de 36 años; Heinrich Harm Heinck, de 35; y Richard Quirin, de 34 años.

George John Dasch

George John Dasch

Ernest Peter Burger

Ernest Peter Burger

Heinrich Harm Heinck

Heinrich Harm Heinck

Richard Quiring

Richard Quiring

El 17 de junio de 1942, el segundo grupo desembarcó en la playa Pontevedra Beach, de Florida al sur de Jacksonville.  El equipo de Florida fue encabezado por Edward John Kerling, de 32 años, que había vivido en los EE.UU. durante 11 años, trabajando como chofer para los residentes ricos de un suburbio de Nueva York.  También integró la partida Herbert Hans Haupt, de 22 años, un aspirante a piloto de la Luftwaffe que le gustaban las joyas llamativas; Werner Thiel, de 35 años, un fabricante de herramientas anteriormente había trabajado en Fort Myers, y Hermann Otto Neubauer, 32 años, quien después de regresar a Alemania había sido herido por fuego de artillería en el frente ruso.

Todos los hombres vestían uniformes alemanes al momento de desembarcar con el propósito de ser tratados como prisioneros de guerra en caso de ser capturados.

Edward John Kerling

Edward John Kerling

Werner Thiel

Werner Thiel

Herman Otto Neubauer

Herman Otto Neubauer

Herbert Hans Haupt

Herbert Hans Haupt

Los cuatro agentes llegaron a tierra en una balsa a unas cuatro millas al sur de Ponte Vedra Inn y enterraron en la arena cuatro cajas impermeables conteniendo explosivos y dinero.  Era una mañana húmeda y neblinosa mientras se abrían camino a la tienda de Alice y Roy Landrum Jr.  El local comercial una combinación de servicio de correos, tienda, estación de servicio y venta de hielo en Ponte Vedra Boulevard.

Alice era la responsable del correo en Ponte Vedra Beach y Palm Valley, Roy era alguacil encargado del condado de St. Johns.  Alice recordaría más tarde que uno de los hombres llegó a la tienda y le preguntó por el horario del bus a Jacksonville.  Los otros tres se quedaron fuera mientras esperaban alrededor de una hora hasta que el autobús llegó y partieron en dirección de Jacksonville Beach.

Veinte años después Alice Landrum le dijo a un periodista que el que entró y habló con ella no tenía acento.  Ella pensó que eran obreros que trabajaban en el hotel Innlet, entonces en construcción.

Parte del equipo de Dasch

Parte del equipo de Dasch

El autobús llevó a los hombres al centro de Jacksonville, donde se separaron, dos se registraron en el Hotel Mayflower y dos en el Hotel Seminole.  Luego fueron a comprar algo de ropa y artículos de aseo y uno se cortó el pelo.  Al día siguiente ya se habían ido.  Luego dos de ellos se dirigieron a Nueva York y los otros dos a Chicago.

El grupo de Long Island no tuvo tanta suerte.  Cuando estaban enterrando el equipo se acercó un centinela del servicio de guardacostas que patrullaba la playa.  No se encontraba armado pero entró en sospechas cuando los agentes trataron de sobornarlo para que se olvidara que los había visto.   El centinela simuló aceptar el soborno y se dirigió donde sus superiores para reportar el incidente.  Una patrulla fue enviada al lugar pero al llegar los agentes ya se habían embarcado en tren rumbo a Nueva York.

Los dos equipos debían reunirse en Cincinnati el 04 de julio de ese año.  Pero, Dasch se arrepintió de haber aceptado la operación por considerarla imposible de realizar para sus posibilidades y le confesó a Burger que se entregaría a la policía con la esperanza de obtener clemencia.  El 14 de junio de 1942, Dasch, utilizando el nombre "Pastorious" llamó al FBI diciéndoles que había llegado recién y que les llamaría nuevamente desde Washington en una semana.  Los agentes en un primer momento pensaron que era un chiflado.  No fue tomada en serio la denuncia hasta que Dasch puso 84.000 dólares en efectivo en el escritorio de un agente.  El 19 de junio el FBI lo puso en custodia.

Durante los interrogatorios Dasch delató a sus compañeros, proporcionando sus datos personales y posible ubicación para su captura.  Los tres compañeros de Dasch fueron capturados el 20 de junio.  Del grupo de Florida, Kerling y Thiel fueron arrestados en Nueva York el 23 de junio.  Neubauer y Haupt cayeron en manos del FBI en Chicago el 27 de junio.

Saboteadores alemanes

De izquierda a derecha, Ernest Peter Burger, Richard Quirin, Wehrner Thiel y Edward John Kerling

Temeroso de que un tribunal civil fuera demasiado indulgente, el presidente Franklin D. Roosevelt ordenó que fueran juzgados por un tribunal militar.  Era el primer juicio militar de civiles efectuado desde el asesinato del presidente Abraham Lincoln.  El tribunal especial estuvo compuesto por siete generales encabezados por el Mayor General (R) Frank R. McCoy.   La acusación fue hecha por el Fiscal General Biddle y el Juez Militar Mayor General Myron C. Cramer.  Los saboteadores fueron defendidos por el Cassius M. Dowell y Kenneth Royall.  Todos los miembros del tribunal y los abogados de oficio, fueron designados por el Presidente Roosevelt. 

Los abogados trataron de que el juicio pasara a un tribunal civil, pero la Corte Suprema se los negó.  Todos fueron condenados a muerte, pero Edgar Hoover apeló ante el Presidente para que le conmutaran las penas a Dasch y Burger por haber colaborado.  Dasch recibió la pena de 30 años de cárcel, y Burger prisión perpetua.  Los otros seis fueron ejecutados el 8 de agosto de 1942, en la silla eléctrica, en el tercer piso de la cárcel del Distrito de Columbia.  Fueron enterrados en el campo de un alfarero llamado Blue Plains en el área de Anacostia en Washington.

Saboteadores alemanes

De izquierda a derecha, George John Dasch, Heinrich Hartm Heinck, Herbert Haupt y Hermann Neubauer

Al terminar la guerra, el Presidente Truman mediante acto de amnistía conmutó la pena de Dasch y Burger bajo la condición de que fueran deportados.  Fueron llevados a la Zona Americana de Alemania, donde se les suspendió la pena y fueron liberados.


LIBRO

Nazi Saboteurs On Trial: A Military Tribunal And American Law por Louis Fisher


Ver detalles en Amazon US/International


Publicado: 17 febrero/2004 - Actualizado:  15 julio/2010