Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Operación R4

Los Aliados querían asegurarse los suministros de minerales de Suecia y Noruega, pero temían que los alemanes tuvieran las mismas intenciones, por tanto decidieron invadir Noruega y contar con la neutralidad de Suecia para después presionar a los suecos a suministrales minerales en apoyo al esfuerzo de guerra en contra del Eje.

El 28 de marzo de 1940, en el Consejo de Guerra, los Aliados fijaron la fecha de la Operación Royal Marine para el día 4 de abril y la Operación Wilfred para el día siguiente.  El día 29, los británicos deciden que la Operación Wilfred se realice conjuntamente con un Plan de Contingencia para la ocupación de los puertos noruegos de Stavanger, Bergen, Trondheim y Narvik, si los alemanes respondían decididamente ante el inicio de la Operación Wilfred.   El Plan de Contingencia fue bautizado como Operación R4.

Una vez más, los franceses en el exilio manifiestan que no apoyarán tal operación para evitar la retaliación alemana contra su país.  No obstante, los británicos deciden poner en marcha el plan y para asegurar una rápida respuesta a cualquier intento alemán de ocupar aguas noruegas el Almirantazgo Británico dispone el desplazamiento de los cruceros HMS Devonshire, HMS Berwick, HMS York y HMS Glasgow a la vez que embarcan tropas el 7 de abril en Rosyth, mientras las unidades que invadirían Noruega se aprestan en Clyde apoyados por el cruceros HMS Aurora y una escolta de 6 destructores.   La flota fue puesta bajo el mando del Almirante Evans.

Sin embargo, ni la Operación Wilfred, ni la Operación R4, fueron activadas a tiempo porque los alemanes se adelantaron a los planes de invasión británicos cuando pusieron en marcha la Operación Weserübung.   Los buques británicos no podrían llegar a su destino a tiempo y por tanto el Almirantazgo canceló las dos operaciones, Wilfred y R4, el día 9 de abril de 1940.


Publicado: 13 enero/2002