Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Operaciones navales italianas en el Pacífico

El caso de la marina italiana en el Asia es un tanto diferente al de la alemana por su mayor facilidad de acceso al Pacífico desde sus bases africanas y la enorme flota mercante y de pasajeros con que contaba.    Después del ingreso de Italia en la guerra, el Alto Mando italiano decidió enviar algunas unidades desde la Base Masawa en África para operar en el Pacífico Sur. 

En febrero de 1941, dos meses después que la Base Masawa cayera en manos de los británicos, el Eritrea (armado con 4 cañones de 120mm, 2 de 40mm 2 ametralladoras de 13.2 mm) y dos modernos barcos bananeros, transformados en corsarios armados, el Ramb I y Ramb II (equipados con 4 cañones de 120mm, antiaéreos y ametralladoras), se dirigieron a Kobe o alternativamente a Shangai, o la concesión italiana de Tientsin en China.   Llegaron, el Eritrea y el Ramb II, pero el Ramb I fue hundido por el crucero ligero HMNZS Leander, cerca a las islas Maldivas.

Eritrea

Eritrea

Restricciones japonesas antes del 7-12-1941.

Las concesiones italianas en Tientsin y los consulados de Shangai, Hankow y Beijing sirvieron de apoyo a las naves italianas, que se encontraban en relativa calma, sin contar las fricciones con los japoneses a quienes no les agradaba el tener europeos en su zona de influencia y menos cuarteles generales y dependencias diplomáticas.   Incluso los japoneses prohibieron a los italianos que llevaran a cabo operaciones ofensivas con el Eritrea y el Ramb I, para evitar fricciones antes del ataque a Pearl Harbor, el 7 de diciembre de 1941.   Sólo después de ese día, los japoneses aprobaron que esos buques apoyaran a la flota submarina italiana en Penang y Singapur.

Ramb II

Ramb II

El Ramb II procedente de Masawa fue modificado en Kobe y fue equipado con artillería y ametralladoras para operar como corsario en interdicción del tráfico marítimo británico en el Océano Índico, también retenido en el dique de Kobe hasta el ataque de Pearl Harbor cuando fue liberado y enviado a Penang y Singapur.

Conte Verde

Por otra parte la numerosa flota italiana, incluyendo el enorme trasatlántico Conte Verde, buque de línea del Lloyd Sabaudo, que se encontraban en puertos o aguas chinas, debieron prestar servicios a los japoneses a partir de esa fecha, mientras otros trataban de alcanzar las costas francesas rompiendo el bloqueo británico.  Muchos lo lograron llevando su preciosa carga de materias primas.

Conte Verde

Trasatlántico Conte Verde del Lloyd Sabaudo

Armisticio: 8 de setiembre de 1943

Cuando Italia firmó el armisticio con los Aliados, el Eritrea se encontraba dándole apoyo al submarino Comandante Cappellini que había transportado carga estratégica para Tokio.   Apenas recibió la noticia por medio de Reuter, inmediatamente el Eritrea cambió el rumbo y se dirigió a Ceilán cruzando el estrecho de Sumatra, escapando a la cacería que le montaron las unidades navales y aéreas japonesas.   El Cappellini se encontraba en Sabang listo para regresar a Europa.

Ammiraglio Cagni

Ammiraglio Cagni

9 de setiembre de 1943

El submarino Reginaldo Giuliani y el Luigi Torelli se encontraban en Singapur, cargados con mercancías para transportarlas a Burdeos, Francia. El submarino Ammiraglio Cagni que procedía de Burdeos, navegaba en medio del Océano Índico en dirección a Singapur.   El cañonero Lepanto y el Carlotto estaban en Shangai y el crucero auxiliar Calitea II, ex Ramb II, estaba haciendo reparaciones en Kobe, pero fueron hundidos por su tripulación el 9 de setiembre, para evitar que cayeran en manos de los japoneses.   En esa misma fecha lo hicieron el Lepanto y el Carlotto.   Otros vapores además del Conte Verde se encontraban en Shangai.

Lepanto

Cañonero Lepanto

Tocata y fuga

El submarino Cappellini decidió continuar luchando al lado de Alemania y Japón, pero al llegar a Singapur, con escolta japonesa, fueron capturados por con engaños.   A pesar de la declaración de fidelidad del comandante Auconi, el Almirante Hiroaka ordenó el internamiento de la nave y de los tripulantes.   EL Giuliani y el Torelli recibieron un trato similar, aunque en esos casos sólo las tripulaciones y no los oficiales, deseaban seguir luchando al lado de Alemania y Japón.   La única unidad que logró escaparse fue el Cagni que se dirigió a Durban y se rindió a los británicos.   A pesar del comportamiento de los japoneses, muchos tripulantes italianos de submarinos italianos continuaron luchando al lado del Eje durante meses, bajo el comando alemán de los U-boots y continuaron la guerra con tripulaciones mixtas germano-italianas.

Comandante Capellini

Comandante Cappellini

Romolo y Remo

Entre 1942 y 1943, los Astilleros Tosi diseñaron y construyeron dos grandes submarinos de carga, llamados Romolo de 2610 tn y Remo de 2606 tn, que fueron construidos para que navegaran hasta el Pacífico para transportar 610 tn de materias primas.   El Romolo y el remo fueron los únicos construidos de una serie de 12 submarinos programados.   Ambos barcos fueron hundidos en su primer crucero, uno hundido por aviones y el otro por un submarino enemigo.

Resistencia italiana en China

En China después del 8 de setiembre de 1943, 100 marinos italianos defendían la estación Radio Pekín comandados por el capitán de corbeta Baldasarre, quienes resistieron sólo con fusiles y granadas, durante 24 horas. Atacados por infantes apoyados por tanques y cañones de campaña se rindieron el día 10 de setiembre, después de destruir la estación.   La mayoría de la tropa decidió seguir luchando al lado de los japoneses, mientras 29 de ellos decidieron que fueran internados en Corea.

Submarino de transporte Romolo cuando fue lanzado.

Defensa de Tientsin

Las fuerzas de infantería italianas que protegían a la ciudad y civiles de la Concesión de Tientsin, comandados por el Capitán de Fragata Carlo Del'Acqua resistió el asedio del Teniente Coronel Tanaka, quien con una fuerza de 6000 hombres, blindados y cañones de campaña, atacó la fuerza italiana que contaba con 600 hombres, 300 fusiles, 50 pistolas, 50 ametralladoras Breda y Fiat, 4 cañones de 76 mm y 4 blindados Lancia.   Los italianos tenían además 5 automóviles, 50 caballos y dos millones de balas de varios calibres, comida para una semana y medicinas.   Ante la llegada de una división japonesa, el Capitán de Fragata Del'Acqua decidió rendirse para evitar mayores calamidades para la población civil.   Parte de la tropa no estaba de acuerdo con esa decisión y luego de las negociaciones 170 de ellos continuaron luchando al lado de los japoneses.   El resto, incluyendo los civiles fueron internados en Tientsin, Corea y Japón.

Rendición de Alemania

Luego de la rendición de Alemania, el 8 de mayo de 1945, unos 20 marineros italianos continuaron peleando al lado de los japoneses, por ejemplo el submarino Torelli estuvo operativo hasta el 30 de agosto de 1945, cuando derribó con sus antiaéreos un bombardero B-25 Mitchell.   Fue la última victoria naval "japonesa" en el Pacífico.

Agostino Barbarigo

Agostino Barbarigo

Últimos combartientes italianos en el Pacífico

Los submarinos italianos Cappellini, Enrico Tazzoli, Giuseppe Finzi, Giuliani, Alpino Bagnolini, Agostino Barbarigo, y Torelli estuvieron operando en la base Betasom.   Después del 8 de mayo de 1945, los japoneses confiscaron y renombraron los siguientes submarinos italianos que para entonces habían estado luchando bajo el mando alemán:

U181 (I.501), U-862 (I.502) U-219 (I.505) e U-195 (I.506). El ex-Cappellini, alemán U.IT.24 fue nombrado I-503 y el ex-Torelli, alemán U.IT.25 fue renombrado I.505

El final

Muchos italianos que siguieron la lucha hasta el final en el Pacífico, al ser capturados fueron enviados a campos de concentración en Filipinas y Hawai.   El resto fueron embarcados en naves de la marina de EEUU y transportados a Nápoles en marzo de 1946.


Publicado: 18 mayo/2002