Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Invasión de Malasia (8-12-1941)

Entre el día 8 y 9 de diciembre de 1941, en realidad antes del ataque a Pearl Harbor debido a la diferencia horaria, los japoneses desembarcaron en Kota Bharu, en la Península de Malaca y empezaron un rápido avance hacia el sur, con la intención de conquistar Singapur.  Ese día un ataque aéreo de 27 aviones japoneses contra Singapur destruye las instalaciones de Keppel Dock y Raffles Place a las 3:30AM. Mueren 64 personas y más de 100 resultan heridas.


Click en el mapa para ampliarlo
The Examiner

El día 15 de enero la prensa británica recibía noticias procedentes de Kota Bharu distorsionando los hechos.  La noticia publicada en el Examiner dice:

Los Japoneses Utilizan Gas

"The Examiner". Servicio especial Singapur, jueves 15 enero 1942.

El uso de gas irritante, posiblemente gas mostaza, por los japoneses en la zona de Kota Bharu fue denunciado ayer por el oficial superior de las tropas británicas en esa región, quien dijo que sólo una unidad de tropas indias había experimentado el gas, que había causado quemaduras donde tocó la piel.

El comandante de esta fuerza dijo que el puente del ferrocarril en Sungei Golok, en la frontera entre Malasia y Tailandia, fue bombardeado con eficacia por la R.A.F. Por lo que sabía, los japoneses no habían enviado tropas al área de Kota Bharu procedentes de Tailandia.

Por supuesto que tal noticia no era cierta, porque durante la Segunda Guerra Mundial no se utilizaron gases, ni en Europa, ni en el Pacífico.  Las únicas armas que pueden considerarse punibles como crimen de guerra fueron las bombas atómicas..

Desembarco japonés en Kota Bharu

Las noticias del desembarco en Kota Bharu, decidieron al almirante Tom Phillips a enviar al acorazado Prince of Wales y el crucero de batalla Repulse, hacia el norte, escoltados por cuatro destructores y sin cobertura aérea, pues la RAF estaba sobrecargada de trabajo y en espera de proteger las ciudades coloniales del sureste asiático.  El almirante Tom Phillips actuó sin coordinación con el General Percival en Singapur.

Prince of wales

Cambio de planes

Phillips, dio marcha atrás en sus planes y dio media vuelta para regresar a Singapur. Luego recibió una falsa información, indicando que los japoneses estaban desembarcando más al sur. Haciendo la maniobra de regreso, quedó expuesto a los aviones japoneses basados en Indochina quienes los habían estado vigilando desde antes de su llegada a la zona.

Hundimiento del Prince of Wales

La aviación japonesa atacó a los británicos el día 10 de diciembre y como resultado los dos buques fueron echados a pique.  Entre otros, el almirante Philips perdió la vida.  En esos mismos momentos, los japoneses destruían la base británica de Manila.  De esa forma cesaba la resistencia marítima británica en la costa malaya.

HMS repulse

Las defensas de Singapur

Singapur había sido desde hacía mucho tiempo una base militar británica muy bien aprovisionada.  El Almirantazgo Británico había supuesto, que en la remota eventualidad de un ataque japonés, éste vendría desde el mar, al sur de Singapur, puesto que consideraban que, por el norte, debido a las condiciones geográficas y unas bien dispuestas fuerzas de defensa, era poco probable que ocurriera una incursión enemiga.

Baterías costeras

La costa de Singapur estaba muy bien protegida.  En Buena Vista y en la Punta de Changi habían dispuesto cinco cañones de 280 mm con un alcance de 35 Kms.  En Tekong Besar y Blakang Mati fueron instalados baterías de 234 mm y 150 mm, a todo lo largo de la costa.  La guarnición estaba compuesta por seis batallones para la defensa de la ciudad.  En consecuencia, para los británicos, un supuesto ataque japonés sólo podría venir desde el mar, y debido a la fuerte defensa costera, sólo era probable que un escaso número de tropas japonesas desembarcaran y por tanto, podrían ser repelidos con facilidad.  En cualquier caso, Singapur había sido abarrotado de pertrechos, víveres y municiones, en cantidad suficiente para que en caso que lo impensable sucediera, podrían resistir hasta la llegada de la Real Armada Británica.  Singapur podría resistir 6 meses sin ningún problema.

Batería costera

Por tierra, al norte, el único acceso a la isla era mediante un único puente montado sobre un dique, en el Estrecho de Johore que apenas tiene unos cientos de metros de ancho.  Sobre el dique se encontraba el único puente que une la península de Malaca con la isla, el puente sirve de curso a la única carretera, el ferrocarril y los ductos de agua.

Británicos se preparan para la lucha

Operación Matador

Para la defensa de Malasia, se habían dispuesto, el 3º Cuerpo de Ejército Indio, las divisiones Sikhs y Punjabs 9ª y 11ª, una Brigada de gurkhas y otra más llegada de Maisur e Hildebarad.  Como eran más confiables, se ordenó una división blanca, que había sido transportada por el Queen Mary, desde Australia.  La 9ªDivisión estaba en medio de la península con las tropas separadas por 100 Kms de selvas.  La 11ª División estaba ubicada en la frontera con Tailandia.

100.000 defensores

En total, las fuerzas de la Mancomunidad Británica sumaban unos 100 mil hombres, ejército muy respetable, considerando que los japoneses se encontraban a 5.000 Kms de sus bases y con sólo dos carreteras por las que se podía circular de norte a sur en dirección a Singapur.

Ante tal despliegue de fuerzas, la sociedad blanca en Singapur se sentía totalmente protegida y en vista de la cantidad de provisiones con las que contaban, vivían una vida totalmente diferente a las que se vivía en Londres, donde los bombardeos obligaban a la gente a dormir en sótanos y túneles del tren subterráneo.  Las fiestas eran diarias, los bares y clubes nocturnos estaban siempre abarrotados de gente.  Todos confiaban en la capacidad militar del General Percival, Comandante en Jefe de todas las fuerzas británicas en Malasia.

Los informes de la Inteligencia británica

Los archivos del Ejército estaban llenos de informes sobre las fuerzas japonesas, que las describían obsoletas, sin capacidad ofensiva, con aviones anticuados y pilotos que "no podían ver de noche debido a la forma de sus ojos", por lo tanto, las noches para los británicos en Singapur se consideraban completamente seguras.  El superior inmediato de Percival, era el Comandante en Jefe del Sureste Asiático Sir Robert Brooke-Pophan, un típico oficial británico con gran experiencia en la India.

Refuerzos australianos

Las tropas australianas estaban comandadas por el General Gordon Benett, una persona de carácter difícil, que tenía instrucciones de su gobierno de no obedecer órdenes de Percival, si consideraba que eran equivocadas.  Las brigadas de Bennet, eran las poco disciplinadas tropas blancas, que tenían el encargo de proteger Singapur


LIBRO

Japan's Greatest Victory/Britain's Worst Defeat por Masanobu Tsuji, H. V. Howe (Editor), Margaret E. Lake (Traductora)


Ver detalles en Amazon US/International


Publicado: 4 noviembre/2001 - Actualizado: 17 setiembre/2013