Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Desembarco en Guadalcanal (7-8-1942)

La Batalla de Midway hizo tambalear la situación japonesa en el pacífico.   A pocas semanas de realizarse fue cancelado el Asalto a Nueva Caledonia, Fiji y Samoa.  Lo que quedaba entonces era reforzar el perímetro y para ello fue llamado el vicealmirante Gunichi Mikawa con una escuadra de cruceros y destructores.

Vicealmirante Gunichi Mikawa

Japoneses refuerzan el perímetro

Fueron reforzadas las guarniciones de Nueva Guinea, las islas Bismarks y las Salomón del Norte.  Sin embargo, la base Aliada de Port Moresby era un escollo que había que quitar del camino.  La armada había fracasado y quedaba en manos del ejército eliminar esa amenaza, atacando desde la costa norte de Papua a través de las Montañas Owen y para ello era necesario proteger el flanco desde Guadalcanal por medio de ataques aéreos.   Era necesario construir un aeródromo en la isla para cumplir tal misión.

Aliados: Construir base en Efate

Mientras tanto para los aliados el lugar que más atraía su atención era Rabaul, pues lo consideraban un trampolín desde donde el enemigo podía asestar su próximo golpe.  El almirante King ordenó la construcción de una base en Efate, Nuevas Hébridas y formó un comando separado para el Pacífico Sur, subordinado al mando del almirante Nimitz.  El elegido para la misión fue el vicealmirante Robert L. Ghormley quien estableció su base en Nueva Zelanda.

Conflicto entre los Aliados

Mientras se preparaban las fuerzas para la operación surgió una divergencia de opiniones entre Mac Arthur y Nimitz.  Tanto uno como el otro insistían en que debería haber un mando único en la zona y mientras Nimitz deseaba un desembarco en las Salomón donde construirían pistas de aterrizaje para dar apoyo a las subsiguientes operaciones, Mac Arthur insistía en invadir Rabaul con apoyo de la marina.

Nimitz observando la carta de navegación

Almirante Chester Nimitz

Washington decide

La decisión final fue tomada por Washington con la opción de darles mandos separados a Nimitz en el Océano Pacífico y Mac Arthur en el Pacífico Sur.  Se optó por una invasión paulatina de las Salomón por parte de la Marina desde el sureste y luego de consolidar las Tulagi, de ahí Mac Arthur tomaría el mando para concertar un ataque hacia Rabaul.

Operación Watchover

La operación "Watchover" fue planificada por Nimitz para la primera semana de Julio de 1942.  Mientras se daban los últimos toques, se recibió noticias de que unos aviones de exploración habían detectado la construcción de una pista de aterrizaje en Guadalcanal.   Esto causó conmoción en el Cuartel General de Nimitz pues una base en esa isla podía significar una amenaza muy grande para los planes de las Salomón.

Pista de Henderson Field.

Henderon Field la pista codiciada de Guadalcanal

Cambio de Planes

Inmediatamente se hicieron cambios en la planificación y se ordenó la preparación de un desembarco para capturar la pista de aterrizaje antes de que fuera terminada.   Se fijó la fecha para el día 7 de Agosto de 1942.  Participarían 80 buques que se hicieron a la mar el día 26 de Julio desde varios puntos muy distantes.  Ghormley no pudo ver nunca la flota que mandaba ni pudo hablar personalmente con sus comandantes para coordinar las operaciones.  Así de urgente lo consideraba Nimitz, quien no podía perder tiempo.

Desembarco

La flota de portaaviones USS Saratoga, USS Enterprise y USS Wasp acompañados por sus buques de apoyo, se estacionaron al sur de Guadalcanal, mientras que la fuerza anfibia de Turner se aproximaba a la isla de Savo.  La armada decidió un ataque nocturno de artillería para ablandar las posiciones japonesas, que apenas contaban con 2.200 ingenieros encargados de la construcción de la pista.  Luego se iniciaría el desembarco con las primeras luces del alba, precedidos por un ataque aéreo.

Victoria Aliada

La sorpresa fue total y la oposición mínima de manera que al caer la noche había en Guadalcanal 10 mil infantes de marina.  Las fuerzas iniciaron el avance en dos columnas y capturaron la pista de aterrizaje, que a partir de entonces se llamaría Campo Henderson.  El resto de la guarnición japonesa se dispersó en la selva al oeste del campo.

Contraataque japonés

Los japoneses reaccionaron enviando escuadrillas aéreas desde Rabaul.  Los barcos estadounidenses se colocaron en línea maniobrando a máxima velocidad y recibieron a los japoneses con una cortina de artillería que derribó a la mayoría de los aviones torpederos.  El resultado fue de 18 aviones estadounidenses derribados, dos destructores averiados y un transporte incendiado.

Consolidación de la invasión

El día 8 se continuó la descarga de provisiones y equipo lo que obligó a la flota de Turner a permanecer en Iron Bottom Sound durante todo el día para proteger la operación de desembarco.  Campo Henderson estaba asegurado y bajo el control de las fuerzas navales que inmediatamente comenzaron los trabajos para terminar la pista y ponerla en operación.

Reacción japonesa

Las noticias malas llegaron y Fletcher obtuvo permiso para retirar los portaaviones debido a las fuertes pérdidas sufridas y la necesidad de reabastecerse de combustible y desde el Cuartel General de Mac Arthur las noticias que daban a conocer movimientos de buques enemigos entrando en el Slot (corredor formado por las islas Salomón) en dirección a Guadalcanal.  La situación se le complicaba, puesto que no se habían hecho planes de contingencia para un ataque japonés inmediato.


LIBRO

Guadalcanal: The U.S. Marines in World War II: A Pictorial Tribute por Eric Hammel


Ver detalles en Amazon US/International


Publicado: 5 julio/2001