Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Operación Collar (12-11-1940)

En 1940 el Alto Mando británico en Egipto se encontraba en serios problemas por la falta de personal militar y civil especializados, sobre todo para el mantenimiento de los aviones de la RAF.   Esta falencia se agudizó con la llegada urgente de aviones Hurricane procedentes de Guinea a las bases egipcias para combatir a la Luftwaffe en África y el Mediterráneo.   Llevar un convoy por el Cabo de Hornos significaba un recorrido demasiado largo y riesgoso, porque los italianos y alemanes tenían submarinos en el Atlántico Sur, Mar Índico y Mar Rojo y porque un número importante de buques mayores serían necesarios para escoltarlos, naves que se necesitaban en el Mediterráneo y el Atlántico.

Nuw Zealand Star

MV New Zealand Star

La única opción que tenían era transportar al personal de aviación desde Inglaterra a Egipto cruzando el Mediterráneo, lo que implicaba una operación también arriesgada, por cuanto que la flota italiana se encontraba operativa y los aviones italianos y alemanes patrullaban las aguas alrededor de la península hasta las costas de África.   El ataque a Tarento en octubre en realidad no le restó fuerza a la Regia Marina, porque su principal carencia era la falta de combustible y no de buques o aviones; todavía contaba con los acorazados Julio Cesare, Vittorio Veneto y Doria.   Esto queda demostrado por la cantidad de buques mayores que el Almirantazgo dispuso para esta Operación Collar y por lo que ocurrió a media travesía.

MV Clan Fraser

SS Clan Forbes

El Almirantazgo ordenó que los cruceros HMS Manchester y HMS Southampton, escoltaran al mercante refrigerado MV New Zealand Star propiedad de la naviera Blue Star, al buque de pasajeros RMS Franconia de la naviera Cunard, y a los vapores de carga SS Clan Forbes y SS Clan Fraser de la naviera "Clan Line of Steamers Ltd.".

El Franconia tenía como destino Alexandria, pero llevaría 1370 especialistas de la RAF hasta Gibraltar, donde serían transferidos a los dos cruceros.   Esta situación inusual, que en dos buques de guerra mayores se embarcara personal de la RAF, que en buena cuenta eran civiles asimilados, causó preocupación en los comandantes de los cruceros, pues no era normal que personal ajeno a la RN se embarcara en una misión de escolta.   La respuesta del Almirantazgo fue que las labores cotidianas de los buques se llevaran a cabo normalmente, como si no hubiera personal de la RAF a bordo.  Esa situación en el papel parecía fácil de resolver, pero en la práctica no es cuestión de ordenar simplemente el tener que acomodar a 1370 hombres en dos cruceros ligeros.   Por su parte, los vapores Clan Forbes y el Clan Fraser tenían a Malta como destino final y por tanto a mitad de camino desviarían su ruta.

SS Clan Forbes

SS Clan Fraser

La Operación Collar comenzó el día 12 de noviembre de 1940, cuando zarparon los buques del sur de Inglaterra.   En un punto del Atlántico, el HMS Manchester y HMS Shefield (prestado por la Fuerza H donde formaba parte de la escolta del Portaaviones HMS Ark Royal), con el Franconia, apresuraron la marcha y cambiaron de ruta para llegar antes a Gibraltar.   Los demás buques con la escolta del HMS Southampton siguieron la ruta planificada a 16 nudos.

Una vez en Gibraltar, adonde llegaron con anticipación el HMS Manchester y el HMS Southampton, que apresuró la marcha al entrar al Mediterráneo, embarcaron a los 1370 especialistas de la RAF llegados en el Franconia y sin demorar más dejaron el puerto para reunirse a los otros buques más lentos que llegaron justo a tiempo a su velocidad de 16 nudos.

RMS Franconia

RMS Franconia

El nuevo convoy con destino al centro del Mediterráneo estaba ahora conformado por los dos cruceros, el Clan Forbes, el Clan Fraser y el New Zealand Star.   Como escolta se les unieron la Fuerza F al mando del Contralmirante Holland, compuesta por el destructor HMS Hotspur y las corbetas HMS Peony, HMS Salvia, HMS Gloxinia y HMS Hyacinth.   Hubo un error del Almirantazgo en la planificación de la operación, pues hicieron los cálculos de ruta basándose en la velocidad conocida de las corbetas que era de 16 nudos, al igual que los transportes y por tanto se ajustaba al requerimiento del convoy, pero no tomaron en consideración que las corbetas habían sido equipadas con un nuevo dispositivo para detección de minas que redujo su velocidad máxima y por tanto no podrían alcanzar la velocidad de 16 millas por hora.

HMS Manchester

HMS Manchester

La flotilla de apoyo la conformaban la Fuerza H, compuesta por el Portaaviones HMS Ark Royal, el crucero HMS Renown, los cruceros HMS Despatch, más los destructores HMS Faulknor, HMS Firedrake, HMS Forester, HMS Fury, HMS Encounter, HMS Duncan, HMS Wishrt, HMS Kelvin y HMS Jaguar.   A esta fuerza se le incorporaba el HMS Shefield.

Los italianos al tanto de la Operación Collar enviaron una fuerza naval al mando del Almirante Inigo Campioni, compuesta por dos acorazados, seis cruceros y 14 destructores para interceptarlos.   Se encontraron con la Fuerza F y trabaron combate en la que fue conocida como Batalla de Cabo Teulada o Batalla de Cabo Spartivento.   Como resultado fueron hundidos un crucero británico y un destructor italiano y el crucero pesado HMS.Berwick resultó seriamente dañado.

HMS Southampton

HMS Southampton

Después de la Batalla de Cabo Teulada, la fuerza del Almirante Sommerville continuó su camino hacia Malta y luego regresó a Gibraltar.   El convoy de la Operación Collar siguió su viaje hacia Alexandria escoltado por la fuerza del Almirante Holland.   A medianoche del día 28 de noviembre pasó Cabo Con y se encontró con las fuerzas del Almirante Cunningham.   Antes, después de recibir las noticias del enfrentamiento entre las unidades de Sommerville y de Campioni había enviado los cruceros York, Gloucester y Glasgow mientras que el resto de sus unidades se acercaban al Estrecho de Sicilia.   Esa misma noche los vapores Clan Fraser y Clan Forbes desviaron su ruta dirigiéndose a Malta, mientras el New Zealand Star y su escolta de destructores Defender y Hereward, con el Manchester y el Southampton continuaban su marcha a Alexandria.

La llegada de los especialistas de la RAF a Alexandria el 30 de Noviembre, en los cruceros Manchester y Southampton fue oportuna para poner en estado de operatividad a los cazas Hurricane y de igual forma llegaron los suministros de boca y guerra del New Zealand Star .


LIBROS

The War in the Mediterranean 1940-1943 por Bernard Ireland.

Louis Prima
Ver detalles en Amazon US/International

The Naval War in the Mediterranean 1940-1943 por Jack Greene y Alessandro Massignani.

Louis Prima
Ver detalles en Amazon US/International


Publicado: 8 junio/2008