Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Batalla de Cabo Norte (26-12-1943)

El crucero de batalla Scharnhorst fue el primero de su clase, hermano del Gneisenau.   Con un desplazamiento de 31.500 toneladas, fue lanzado al agua el 3 de octubre de 1936 y puesto en servicio el 7 de enero de 1939.

Scharnhorst

Scharnhorst

Tenía una eslora de 235,4 metros y una manga de 30 metros, era propulsado por tres turbinas Brown Boveri y tres hélices lo que le permitía navegar a 33 nudos.   Contaba con una dotación de 1968 tripulantes.   El armamento principal estaba compuesto por 9 cañones de 28 cm, 12 cañones de 15 cm, y 14 cañones de 10,5 cm.   Para la defensa antiaérea montaba 16 cañones de 3,7 cm. y ametralladoras de 2 cm.  También estaba equipado con 6 tubos para torpedos de 533 mm.   Una catapulta y 3 aviones Arado Ar 196A-3 le brindaban facilidades de exploración y control adicional de tiro.  El Scharnhorst estaba equipado con un radar de 60 cm.

El Scharnhorst al mando del Contralmirante Erich Bey, pasó los últimos meses en servicio en Noruega, interceptando los convoyes destinados a Rusia, hasta el día 26 de diciembre de 1943 cuando tuvo que enfrentarse a las fuerzas británicas que estaban dispuestas en dos formaciones principales.  La salida del buque alemán fue informada por la resistencia noruega a Londres y fue confirmada por las interceptaciones de los radiogramas codificados por la máquina Enigma, cuyos códigos eran conocidos por los británicos.

Una de las dos formaciones estaba bajo el mando inmediato del Almirante sír Bruce Fraser, que enarbolaba su pabellón en el acorazado HMS Duke of York, y que estaba compuesta por el HMS Jamaica y cuatro destructores cubriendo al convoy a distancia ante un posible ataque de los barcos alemanes con base en el norte de Noruega.

La segunda formación comprendía los cruceros HMS Belfast, HMS Norfolk y HMS Sheffield, bajo el mando del vicealmirante Burnett, que enarbolaba su pabellón en el Belfast.  Una escuadra de cruceros escoltaba al convoy.  La trampa estaba tendida, al sudeste de la isla de los Osos, en la penumbra de la aurora ártica, los buques británicos establecieron contacto con el Scharnhorst.

HMS Duke of York

HMS Duke of York

El convoy se dirigió hacia el Norte y los cruceros británicos abrieron fuego sobre el crucero alemán.  Fue registrado un impacto por el Norfolk y el Scharnhorst viró entonces en dirección al convoy.  Se le vio más tarde retirarse hacia el noreste y navegar a la máxima velocidad.

Varias horas después, el Scharnhorst intentó de nuevo aproximarse al convoy.  Otra vez fue atacado por la escuadra de cruceros y en el combate entablado el Norfolk fue alcanzado en la popa.  El buque alemán viró entonces hacia el sur y puso proa a toda velocidad hacia el más próximo lugar de refugio, en la costa de Noruega.  Los cruceros y destructores continuaron persiguiendo al Scharnhorst durante toda la tarde y señalaron su posición al Duke of York, que venía del sudoeste para interceptarlo.  En estos momentos oscureció por completo y el Scharnhorst continuaba a la máxima velocidad y mantenía su rumbo hacia el sur, hasta que, hacia las 16:15, el Duke of York estableció contacto con él.  Cuando el Scharnhorst se hallaba delante, e! Duke of York modificó su ruta hacia el sudeste con el fin de colocarse en situación de disparar una andanada completa sobre el buque alemán y registró prontamente un impacto.

Asediado por 13 buques de guerra Aliados, el Almirante Doenitz autorizó al Almirante Bey regresar a Noruega.  Intentando esquivar a las fuerzas que convergían sobre él, el Scharnhorst puso proa al norte y, unos minutos más tarde, modificó de nuevo su ruta y navegó a toda velocidad hacia el este.  Las fuerzas británicas, con el Duke of York al oeste y los cruceros y destructores en posiciones desde donde podían seguir y atacar, se pusieron a la persecución del barco alemán.

Inexplicablemente el Contralmirante Bey le ordenó a los destructores de escolta que rompieran el contacto mientras el Scharnhorst se dirigía a la costa.  Probablemente pensó que la velocidad superior del Scharnhorst le permitiera alejarse del barco del Almirante Fraser.  Los destructores Savage, Saumarez y Escorpión y el barco noruego Stord, que habían navegado a todo vapor para alcanzar al enemigo, emprendieron un ataque con torpedos virtualmente sin apoyo.  Los buques Aliados hicieron 2195 disparos contra el Scharnhorst, más 55 torpedos.  Fue alcanzado probablemente por once torpedos en el curso de este ataque, lo que redujo su velocidad y permitió al Duke of York aproximarse y reanudar el combate.

Poco después, el Scharnhorst fue visto incendiado y casi parado.  El crucero HMS Jamaica realizó el torpedeamiento final y el Scharnhorst explotó y se hundió a las 19:45 a unas sesenta millas al noroeste del Cabo Norte.  No sobrevivió ningún oficial,.  De los 1968 tripulantes sólo fueron rescatados 36 marineros.

El convoy, que no había sufrido daños ni pérdidas, prosiguió la ruta hacia su destino sin más incidentes.  Los barcos Norfolk y Saumarez sufrieron algunas bajas y daños de poca importancia.

Los restos del Scharnhorst fueron encontrados el 3 de octubre del 2000, exactamente 64 años después de su lanzamiento al agua en Wilhelmshaven, y 57 años después de su hundimiento, a 70 millas al nor-noroeste del Cabo Norte.  El casco yace boca abajo a unos 300 metros de profundidad y presenta varias perforaciones producto del torpeadeamiento.

LIBROS

Scharnhorst [ILLUSTRATED] por Alf Jacobsen


Ver detalles en Amazon US/International

THE BATTLE OF NORTH CAPE: The Death Ride of the Scharnhorst, 1943 por Angus Konstam


Ver detalles en Amazon US/International


Publicado: 4 abril/2009