Exordio
La Segunda Guerra Mundial (1939-1945)

Línea Gustav

La Línea Gustav levantada en los montes Abruzos de Italia, excluía la cumbre de Montecassino y del Monte Samucro, pues para los alemanes, no eran un buen puesto de observación debido a que su prominencia los hacía muy vulnerables, exponiéndolos al fuego de la artillería y la aviación enemigas.  En cuanto a Montecassino, los mandos alemanes en Italia consideraban que debía evitarse la destrucción del monasterio y las reliquias históricas que albergaba.  Para el efecto, el Mariscal Kesselring cursó las órdenes de transportar las obras de arte, la biblioteca y las reliquias históricas a Roma, poniéndolas bajo la protección del Vaticano.  Las monjas y monjes benedictinos de Monasterio fueron evacuados, quedando solamente el Abad Gregorio Diamare de 82 años y 5 monjes.  Los puestos de observación y las defensas se colocaron a media ladera de Montecassino y en otros montes de los alrededores donde podían ser camuflados de mejor manera.  A las afueras de la Abadía un piquete de policía militar protegía la entrada haciendo cumplir las órdenes de que ningún soldado alemán podía ingresar.

Mapa de la Línea  Gustav
Click para ampliar mapa

La ubicación estratégica de Montecassino, fue utilizada como punto de pivote de la Línea Defensiva Gustav, la cual siguiendo el curso del río Garigliano-Gari-Rápido pasaba a los pies de Cassino por donde también cruza la vital vía ferroviaria Nápoles-Roma, y se desplazaba a lo largo de la zona más estrecha de la península italiana, concluyendo en el río Sangro que desemboca en el Adriático.  El principal objetivo estratégico alemán, aparte de ganar tiempo, no era defender la posesión de Italia, sino retardar la progresión de los ejércitos aliados con el principal objetivo de proteger las vitales zonas petrolíferas rumanas, cuya distancia de las bases aéreas Aliadas se acortaba mes a mes.

Vista aérea del sector Cassino. 
Arriba el monasterio de Montecassino, abajo la ciudad de Cassino

Como parte de las defensas, que incluían torretas de tanques enterradas, búnkers, casamatas con lanzacohetes y emplazamientos con cañones 88, la vegetación de la ribera derecha del Río Rápido-Gari-Garigliano fue cortada a ras y miles de minas fueron sembradas a todo lo largo de la línea.  En el mes de octubre de 1943, la Línea Gustav estaba lista para cumplir su cometido.  Es oportuno recordar que durante los primeros años de los 40 se desató una epidemia de malaria en Italia y la zona de Cassino era endémica, por lo que los beligerantes se enfrentaban también a un enemigo silencioso que azotaba a las tropas de ambos bandos.  Pero los alemanes tenían además otro enemigo: los partisanos, que en la Región Lazio eran comandados por el dirigente comunista Enrico Giannetti.  Los Aliados brindaban apoyo logístico a los partisanos y en cambio recibían informes de inteligencia.  Por su parte los alemanes casi no tenían agentes de inteligencia y en muchos casos esos agentes, que cruzaban de un bando al otro por mar, realizaban también un doble juego.

Torreta

Las defensas incluían torretas enterradas

Línea Reinhard y Línea Roma

Además de la Línea Gustav los alemanes construyeron varias líneas paralelas con 12 a 18 Km. de separación entre una y otra.  La Línea Reinhard desde la boca del Garigliano en el Tirreno hasta el río Sangro y la Línea Senger-Riegel, más conocida como Línea Hitler que unía Pontecorvo, Aquino y Piedimonte San Germano.  Más al norte construyeron la Línea Roma, última línea defensiva antes de la capital italiana.  En setiembre de 1943 el área de Cassino sufrió los primeros bombardeos aéreos aliados y poco después la artillería fue apostándose frente a la Línea Gustav para martillar durante meses las defensas alemanas.  Antes de fines de año, las fuerzas alemanas del sur de Italia que inicialmente se concentraron en la Línea Bernardo a la altura del Río Volturno, ya ocupaban las nuevas posiciones en la Línea Gustav.

Piedimonte San Germano

Fuerzas alemanas

A lo largo de la Línea Gustav, en el sector sur, del lado del Mar Tirreno, el Mariscal Kesselring dispuso al XIV Panzerkorps al mando del General Fridolin von Senger und Etterlin con 10 divisiones.  Alrededor del Valle de Liri, entre Minturno y Castelforte la División 94 al mando del General Pfeiffer que debía proteger una extensión en la costa tirrena, extremadamente amplia; la 29 Panzergrenadier en Ausona detrás de la Div. 94.  Entre Castelforte y Sant'Ambrogio sul Garigliano la División 90 Panzergrenadier del General Baade.  Entre Sant'Ambrogio y Cassino la Div. 15 Panzergrenadier del General Rodt y la División 3 Panzergrenadier del General Gräser compuesta por polacos de origen alemán.  Lo seguía antes de Cassino la Div. 3 de Inf. del General Haug.  Entre Montecassino y Monte Cairo la Div. 44, entre Cerro Belvedere y Monte Cifalco la Div 5 de Montaña y detrás de ambas la División 71.  En el sector norte del lado del Adriático, dispuso al 10 Ejército, al mando del Coronel General von Vietinghoff.

Torreta

Bibliografía

-von Senger und Etterlin, Frido Kriegs in Europa, Berlin 1960
-Hackett, Sir John. Great battles of World War II
-Staerck, Chris.  Allied Photo Reconnaissence of WWII


Publicado: 21 abril/2004